Vueling apuesta por la innovación tecnológica con 140 trabajadores en Zaragoza

Este Centro de Desarrollo Agile de Vueling en Zaragoza trabaja junto al equipo de Barcelona transformando la forma en la que la aerolínea opera y en el servicio que ofrece a sus pasajeros
photo_camera La inauguración de estas instalaciones ha contado con una amplia representación institucional

Innovar en nuevas tecnologías para lograr la excelencia en el servicio a los pasajeros. Este es el objetivo de las nuevas instalaciones de la aerolínea Vueling en Zaragoza, ubicadas en las oficinas de la zona Expo, con las que quiere convertir a la capital aragonesa en un punto estratégico para la innovación en la compañía. Aquí trabajan distintos perfiles tecnológicos, entre ingenieros de software, técnicos de calidad o analistas de datos, y con la posibilidad de incorporar técnicos de ciberseguridad.

Este espacio, que empezó en septiembre de 2017 con un equipo de ocho personas, ya está formado por 140 profesionales, aunque ninguno de ellos vinculados directamente a la aerolínea, sino que pertenecen a diferentes empleadores locales como Hiberus y Alphabet, algo habitual en la compañía, según han explicado. Este crecimiento es fruto de la apuesta de Vueling por la innovación y por posicionar a la compañía como líder en el sector de la aviación. “Queremos adelantarnos en cosas que creemos que en un horizonte de dos a cinco años van a dar valor a los clientes”, ha detallado el director de IT de Vueling, Javier Álvarez.

Este Centro de Desarrollo Agile de Vueling en Zaragoza trabaja junto al equipo de Barcelona transformando la forma en la que la aerolínea opera y en el servicio que ofrece a sus pasajeros. Entre los proyectos más destacados se encuentra la iniciativa “Operaciones Centralizadas”, basado en la gestión y consulta de documentos internos. Este proyecto está revolucionando la manera en que los profesionales de Vueling interactúan con la información clave de la compañía, aprovechando el potencial de la IA para agilizar procesos internos complejos.

Durante la inauguración de estas instalaciones, la presidenta y CEO de Vueling, Carolina Martinoli, no tiene duda de que la empresa “va a crecer” junto a este centro de Zaragoza, prolongando el dinamismo de la aerolínea en todo el mundo. “Empezamos con dos aviones y cinco destinos, y ahora hacemos 210.000 vuelos al año. Han volado con nosotros 350 millones de personas. Este centro empezó con ocho personas y ahora tenemos 140, y seguirá creciendo. Tenemos espacio y ganas”, ha celebrado.

INTELIGENCIA ARTIFICIAL Y REALIDAD VIRTUAL

Además, la aerolínea también está incorporando “Speech Avatar”, una tecnología que permite a los usuarios interactuar con avatares parlantes a través de la entrada de texto, así como utilizar bots interactivos en tiempo real. Esto mejora los tiempos de respuesta y simplifica los procesos, ofreciendo interacciones digitales más atractivas y realistas.

vueling-oficinas
Este Centro de Desarrollo Agile de Vueling en Zaragoza trabaja junto al equipo de Barcelona

Asimismo, Vueling está trabajando en la integración de la Realidad Virtual (RV) en la formación y certificación de los tripulantes de cabina. A través de una plataforma de formación, los usuarios pueden sumergirse en escenarios realistas y complejos, mejorando la preparación y confianza de los alumnos, lo que resulta en un incremento de los índices de éxito de la certificación y una reducción de la curva de aprendizaje.

Del mismo modo, la compañía está avanzando en el proyecto “Persona+”, por el cual, mediante conversaciones con personajes ficticios, los distintos departamentos de la compañía pueden probar diferentes enfoques para ganar conocimiento de los distintos perfiles y mejorar el servicio y atención al cliente.

CONVERTIR A LA TECNOLOGÍA EN UN SECTOR ESTRATÉGICO PARA ARAGÓN Y ZARAGOZA

Durante la inauguración, el presidente de Aragón, Jorge Azcón, ha mostrado su deseo de que la tecnología se convierta en uno de los sectores estratégicos de la Comunidad, junto a la automoción o la agroalimentación, entre otros. “La gente que trabaja en este centro, sean analistas de datos, ingenieros de software, expertos en ciberseguridad o ingenieros en la nube, nos ayuda a generar un ecosistema tecnológico en la Comunidad, y que se convierta en uno de los motores de la economía”, ha señalado.

A su vez, el delegado del Gobierno en Aragón, Fernando Beltrán, ha mostrado la necesidad de conectar el conocimiento con el mundo empresarial, algo que la Comunidad “supo hacer”, para evitar convertirse en un “repositorio de tesis doctorales”. En la misma línea, la alcaldesa de Zaragoza, Natalia Chueca, ha celebrado que la ciudad pueda atraer y retener el talento para nutrir a las empresas.

Más en ECONOMÍA