UAGA espera una campaña “normal” en la que se recogerán 600.000 toneladas en Aragón

Desde UAGA han advertido sobre la "ineficiencia" de los seguros y el "no cumplimiento" de la Ley de la Cadena, además de los problemas de alojamiento para temporeros
campaña-fruta
photo_camera Seguirá predominando la recogida de melocotón y nectarina con una estimación de 380.000 toneladas

Más de 600.000 toneladas de fruta y 35.741 hectáreas de cultivo. Estas son las cifras que UAGA estima para esta campaña de 2024, que ya ha arrancó en el mes de abril con la recogida de cereza. Una campaña que tildan de “normal” debido a las “buenas condiciones meteorológicas” que ha habido hasta ahora, en contraposición con lo vivido en 2023 con las “heladas, la sequía y el adelanto de la campaña” a pesar de que se espera un 4,5% menos de recolección. Sin embargo, advierten sobre el descenso en manzana y pera, y sus reivindicaciones pasan por mejorar los seguros agrarios y garantizar el cumplimento de la Ley de la Cadena Alimentaria.

Desde la organización agraria también han incidido en la problemática para encontrar alojamiento para los temporeros. En la campaña de verano (de mayo a septiembre) llegan a contratarse hasta 22.000, mientras el resto del año rondan los 8.000 trabajadores. “Es difícil encontrar casas en los pueblos que estén en condiciones y desde UAGA insistimos en que hay que buscar fórmulas. Por ejemplo, en Tamarite de Litera hay un albergue que gestionan los agricultores, necesitamos ese tipo de soluciones”, ha explicado Alfredo Sanjuán, corresponsable de fruta de UAGA.

LA SUPERFICIE CULTIVADAS Y LAS TONELADAS, A LA BAJA

En 2023 Aragón fue la segunda productora de fruta de hueso a nivel estatal y en 2024 seguirá predominando la recogida de melocotón y nectarina con una estimación de 380.000 toneladas, una cifra muy similar a la del año pasado. En superficie, cae la del melocotón hasta las 11.219 hectáreas (-7%) comparando 2019 con 2023, y la nectarina aumenta un 17% hasta las 7.421. “En algunas variedades de melocotón ha sido excesivo el cuaje de frutos así que se va a tener que destinar mucho trabajo al aclareo”, ha señalado ha señalado Jorge Cajo, responsable de fruta de UAGA.

En cereza se espera recoger 50.000 toneladas, a pesar de que en las variedades tempranas no ha habido un buen cuajado por lo que disminuirá la producción un 25%. Un problema que se repite en el albaricoque (35.000 toneladas) y en la ciruela (15.000 toneladas) con unas reducciones estimadas del 7% y del 17% respectivamente.

PREOCUPA LA CAÍDA DE MANZANA Y PERA

A la organización agraria le preocupa la caída en hectáreas de los perales (-20%) y de la manzana (-18%) y lo achacan a que estas explotaciones “no son rentables” y a “un cambio de modelo que se decanta por las frutas de hueso o el almendro”. “No vamos a decir que está en riesgo de desaparición, pero sí que dejaran de ser unos cultivos que ha tenido mucha importancia”, ha señalado Sanjuán.

UAGA ha presentado sus previsiones para esta campaña este viernes en Zaragoza.
UAGA ha presentado sus previsiones para esta campaña este viernes en Zaragoza.

Como ejemplo, Cajo ha detallado que en la comarca de Valdejalón, “las manzanas se estropean por exceso de calor". “Si tienes pérdidas, no vas a volver a plantar algo que se te puede estropear solo por el sol”, ha señalado. Esta campaña 2024 se espera recolectar 70.000 toneladas de manzana, con una caída del 4,5%, y 40.000 toneladas de pera, que desciende un 12,75%.

LAS REIVINDICACIONES DE UAGA: SEGUROS Y LEY DE CADENA ALIMENTARIA

Los responsables de UAGA han insistido en que los agricultores siguen "soportando unos altos costes de producción”, que no se ven compensados “por unos precios justos”. Entre otras reivindicaciones, demandan mejoras en el sistema de unos seguros agrarios que son “muy deficientes en las coberturas”, un aspecto que es clave para “garantizar la supervivencia de las explotaciones pequeñas y medianas”.

También piden el cumplimiento de la Ley de la Cadena Alimentaria, para que “los precios en destino se adecúen con rapidez a la situación de precios en origen” y “que se controlen las caídas injustificadas en productos no afectados”. A su vez, demandan más “control e inspecciones”. “Desde UAGA exigimos un precio en el que se aplique la Ley de la Cadena y que, como mínimo, se pueda cubrir los costes de producción. Nos jugamos la soberanía alimentaria de nuestro país y que en lugar de ser los agricultores sean las empresas las mayoritarias en el sector. Sería una catástrofe muy grande”, ha concluido Cajo.