Tradime traslada al Gobierno de Aragón las trabas del sector para pasar la ITV

Denuncian que las limitaciones horarias que imponen las estaciones de servicio y las dificultades a la hora de subsanar defectos de fácil reparación impiden, en ocasiones, que el transporte pueda desarrollar su actividad con normalidad
tradime
photo_camera Jesús Santander, Mar Paños y José Antonio Moliner, durante el encuentro

La Asociación Empresarial de Transportes Discrecionales de Mercancías de Aragón (Tradime) ha trasladado al Gobierno de Aragón las dificultades por las que pasan los vehículos industriales en la Comunidad a la hora de pasar la Inspección Técnica de Vehículos (ITV). En una reunión mantenida recientemente con la directora general de Promoción Industrial e Innovación, Mar Paños, y el jefe de servicio de Metrología, Seguridad y Calidad Industrial, Jesús Santander, el presidente de Tradime, José Antonio Moliner, ha podido poner sobre la mesa la problemática a la que, en algunas ocasiones, se tienen que enfrentar los socios a la hora de revisar sus vehículos.

Tras este encuentro, Moliner ha querido agradecer “tanto el apoyo que nos ha brindado el Gobierno de Aragón ante esta situación como el compromiso que ha adquirido para trabajar en ello y revertir esta situación”.

Una de las trabas por las que están pasando sus asociados, y que ya trasladaron con anterioridad a las propias estaciones que realizan la ITV en Aragón a través de un escrito, es que consideran que “en los últimos tiempos hay cierta discriminación hacia el vehículo industrial a la hora de llevar a cabo la revisión de la ITV, un hecho al que hay que sumarle las limitaciones horarias para acceder a este servicio”.

Por otra parte, cuando se detecta algún defecto de rápida reparación, que podría solventarse en el mismo día, “se exige al transportista que vuelva a pedir hora, generando un periodo de inoperancia no planificado para el camión y con los mismos tiempos de espera”, algo que, tal y como indica José Antonio Moliner, “perjudica enormemente al sector, por lo que muchas de nuestras empresas se ven abocadas a utilizar otras estaciones en las rutas habituales de sus vehículos en comunidades limítrofes como Navarra para poder desempeñar su trabajo en los plazos acordados con los clientes”.

Para la Asociación es muy importante que “se tenga en cuenta nuestro deber de cumplimiento con los tiempos de conducción y descanso, como servicio público que supone el transporte de mercancías por carretera”, ha remarcado el presidente de Tradime.

Con todo ello, desde la Dirección General de Promoción Industrial e Innovación se trasladó que no se considera que exista discriminación, pero que, una vez conocidas las necesidades del sector y sus peticiones (como, por ejemplo, implantar la posibilidad de solicitar cita online, etc.), se trabajará en colaboración con las empresas concesionarias para mejorar el servicio a los vehículos industriales.