CEOE Aragón respalda la propuesta de una actualización del 3% del SMI

Reunión
photo_camera Esta medida, para CEOE, debe inexcusablemente ir acompañada por una revisión de precios en los procesos de contratación del sector público

La Comisión de Relaciones Laborales de CEOE Aragón, presidida por Salvador Sánchez y reunida este jueves, ha considerado adecuada una actualización del Salario Mínimo Interprofesional (SMI) para los años 2024 y 2025 que esté en línea con el V Acuerdo para el Empleo y la Negociación Colectiva (AENC) firmado en mayo por las organizaciones empresariales y sindicales de ámbito nacional. Esta propuesta, efectuada por CEOE y Cepyme, mantendría correlación entre la evolución del SMI y la del resto de salarios que se pactan en el marco de la negociación colectiva.

Esta medida, para CEOE, “debe inexcusablemente ir acompañada por una revisión de precios en los procesos de contratación del sector público, para repercutir el incremento del SMI en los contratos en ejecución, tal y como también se recoge en el V AENC”. Asimismo, debería “establecerse un régimen de deducciones aplicables al sector agrario, del 20% sobre la cuota empresarial por contingencias comunes, que se sumaría a los incentivos ya vigentes”.

Esta propuesta tiene en cuenta las variables de IPC, productividad, incremento de la participación del trabajo en la renta nacional y coyuntura económica, revistas en el artículo 27.1 del Estatuto de los Trabajadores. Sánchez ha recordado que “el SMI ha subido en España un 46,8% desde 2019. Sin embargo, la evolución de la productividad de la economía española ha caído un 3,8% desde 2018, frente al aumento del 4,6% registrado de media por los países avanzados, según los últimos datos de la OCDE”.

UN AUMENTO SALARIAL EXCESIVO PODRÍA MERMAR LA COMPETITIVIDAD

Por ello, desde la a organización han querido incidir en que “un aumento salarial por encima del incremento de productividad supone una merma de competitividad para las empresas, dificultando su viabilidad, así como el mantenimiento y generación de empleo”. Por otro lado, "la productividad también se vería negativamente afectada por una reducción indiscriminada de la jornada laboral semanal como la planteada en los acuerdos de investidura del Gobierno central”.

“Afecta notablemente a la capacidad de organización, flexibilidad y productividad de las empresas”, ha señalado Sánchez, quien ha recalcado que “debemos poner el foco en la productividad y, a partir de ahí, podemos hablar de todo; pero jornada laboral y su distribución debe pactarse en la negociación colectiva teniendo en cuenta la situación y necesidades de los distintos sectores y empresas, no imponerse por decreto”.

LA COMISIÓN HA ABORDADO LOS NIVELES DE ABSENTISMO Y LA FALTA DE TRABAJADORES

También ha habido espacio en la reunión para otras dos de las preocupaciones de las empresas aragonesas: los niveles de absentismo y la falta de trabajadores. Respecto al primero, se ha reiterado la especial incidencia en él de las bajas por enfermedad común y el retraso de diagnósticos, tratamientos y curaciones. Una mayor participación de las Mutuas en procesos como los traumatológicos permitiría reducciones significativas.

Respecto a las dificultades “generalizadas” para cubrir ofertas de empleo, se ha abogado “mejorar la formación para hacer frente a los puestos que son necesarios, agilizar los trámites para poder incorporar trabajadores de fuera y analizar el relevo generacional”, así como la incongruencia de mantener elevadas cifras de paro, pese a las ofertas de empleo que no se cubren.

DESDE EL GOBIERNO DE ARAGÓN APUESTAN POR LA NEGOCIACIÓN COLECTIVA

El Director General de Trabajo del Gobierno de Aragón ha explicado a las empresas que integran la Comisión de Relaciones Laborales los tres “vectores principales de este gobierno en el ámbito laboral que pasan por el respeto absoluto a la negociación colectiva, la necesidad de mantener unas relaciones laborales equilibradas que garanticen los derechos de los trabajadores y la productividad de las empresas, y que son la base de la paz social, y la máxima colaboración con todos los atores de las mismas”.

Ha anunciado próximos encuentros con las Mutuas para analizar vías de actuación en relación al absentismo. Así mismo, se ha referido al refuerzo de las inspecciones en el ámbito de la Seguridad y Salud Laboral, así como de las acciones coordinadas con los agentes sociales en este ámbito.