CCOO urge aumentar el poder de compra de los salarios y un cambio en el modelo productivo para crear empleo

CCOO Aragón ha señalado como negativos los datos del paro registrado en octubre. En este sentido, urgen aumentar el poder de compra de los salarios y un cambio en el modelo productivo para crear empleo. Asimismo, recuerdan que en más de 7% de los hogares aragoneses activos no trabaja ninguna persona en disposición de hacerlo.

Zaragoza.- CCOO Aragón ha catalogado de "muy negativos" los datos del paro registrado en octubre, pues consideran que "siguen mostrando la debilidad de nuestro mercado laboral que solo consigue crear empleo empujado por el sector servicios y en momentos puntuales".

En este sentido, recuerdan que "la tasa de cobertura baja 1,49 puntos respecto a septiembre de 2015 y se sitúa en el 50,31%, dejando a un gran número de desempleados sin protección". Asimismo, han indicado que "los mecanismos de protección social que existen se han demostrado insuficientes para cubrir las necesidades sociales, el constante aumento de la pobreza y la exclusión social lo demuestran día tras día".

A pesar de la reactivación económica, la situación social "continúa siendo dramática", lamentan desde CCOO. Por ello, recuerdan que en Aragón hay 28.300 hogares en los que todos sus miembros activos están en paro, y de estos, en 7.400 hogares no entra ningún ingreso, según datos de la EPA del tercer trimestre de 2016.

Según este dato, en el 7,37% de los hogares aragoneses activos no trabaja ninguna persona en disposición de hacerlo. "La situación tampoco es mejor para los parados de larga duración que, durante este trimestre se sitúan en 50.900 personas, lo que supone el 52,53% de la población parada total, ni tampoco para los jóvenes que soportan una tasa de paro del 39,23%. Trimestre tras trimestre, la situación sigue siendo insostenible para miles de familias", añaden.

Para el sindicato "es necesario mejorar el poder de compra de los salarios de modo que se impulse la demanda interna y se cree empleo, además de políticas que fomenten el cambio estructural del aparato productivo y la apuesta decidida por actividades industriales con alto contenido tecnológico y de servicios con mayor valor añadido". 

Más en ECONOMÍA