Casi 250 temporeros de una empresa de Cariñena van a la huelga por unas condiciones laborales de hace 50 años

El convenio al que alude la empresa se actualizó por última vez en 1974
recogida-cebolla
photo_camera Esta empresa se dedica al cultivo y al envasado de cebolla durante todo el año

Casi 250 jornaleros de la empresa Fuencampo, en Cariñena, irán a la huelga como rechazo a las condiciones laborales para la campaña agrícola, basadas en un convenio negociado por última vez en 1974. Desde entonces, explican los sindicatos, no se han actualizado las condiciones laborales y se han convertido en una “auténtica gatera” por la que “muchas empresas evaden los convenios que les afectan”.

Este texto es el Convenio del Manipulado y Empaquetado de Frutas Varias, Hortalizas, Patatas, Plátanos y Tomates, que se publicó por última vez el 5 de diciembre de 1974, y que regula, 50 años después, las condiciones laborales de las 246 personas que conforman la plantilla. “Lamentablemente, muchas empresas del sector se empeñan en aplicar este convenio a sus trabajadores y no los del sector agropecuario, que sí se negocian, que sí se adaptan a la legislación y que sí están vivos”, han señalado desde CCOO.

Esta empresa se dedica al cultivo y al envasado de cebolla durante todo el año, y sus trabajadores buscan regular cuestiones “tan básicas” como la hora de salida, acumular el exceso de jornada o el desplazamiento al centro de trabajo. “Negociar con Fuencampo se ha convertido en misión imposible. Es una auténtica tortura. La empresa ningunea a la representación sindical desde hace un año y se niega a mejorar las condiciones laborales del personal”, han expuesto desde el sindicato.

Estas protestas se producen en medio del contexto de movilizaciones que han organizado las organizaciones agrícolas desde comienzos de año, algunas de ellas que coinciden con las reivindicaciones de los sindicatos, como “revisar e intervenir” la cadena de valor y fijar las mismas condiciones para los países que compiten con productos españoles. Sin embargo, desde CCOO inciden en que los jornaleros son una “pieza imprescindible” del sector, por lo que “es momento” de que sus derechos “se cumplan”.

Más en ECONOMÍA