"El reto tiene bastantes alicientes y cada carrera tiene algo distinto"

El Gran Slam Marathon consiste en correr un maratón en cada continente además de en Sudamérica, Antártida y Polo Norte. Este reto lo han logrado solamente tres españoles, y el andorrano Iván Ramírez Bator espera sumar su nombre a esta lista. De momento, ya ha ganado el primer maratón que tuvo lugar en la Muralla China.

Zaragoza.- El atleta andorrano Iván Ramírez Bator es un ultrafondista que un buen día decidió correr el Gran Slam Marathon que consiste en correr un maratón en cada continente además de en Sudamérica, Antártida y Polo Norte.

Este reto lo han logrado unos pocos atletas y solamente tres españoles por lo que este atleta aragonés quiere unir su nombre a esta lista. De momento no ha empezado mal este desafío ya que consiguió la primera posición en el maratón de China que se celebró el pasado 1 de mayo. Además, todas sus aventuras se pueden seguir en su blog ivanramirezbator10.blogspot.com.

Pregunta.- ¿Cómo surgió la idea de correr el Gran Slam Marathon?
Respuesta.- En principio sólo iba a correr el maratón de China, pero le fui dando vueltas a la historia ya que había visto y había leído que se estaba montado el club de correr un maratón en cada continente y al final busqué las carreras que más me interesaban para tener claro todo el plan de Gran Slam.

Ramírez quedó primero en la maratón de China el pasado 1 de mayo

P.- A nivel personal, ¿qué significa correr el Gran Slam Marathon?
R.- Es más buscar algo diferente, ya que diseñamos la temporada con un planteamiento similar. Es buscar un aliciente a los diez meses de entrenamientos sin parar.

P.- El primer maratón fue en la Gran Muralla China. ¿Cuál es el orden de las siguientes carreras?
R.- En noviembre de este año correré en Atenas y para el 2012 en enero estaré en Egipto, en junio correré en Argentina y ya en noviembre en Canadá en las Cataratas del Niagara. Para el 2013 las carreras serán en Australia, Antártida y la última será la del Polo Norte.

P.- ¿Qué criterio sigue para elegir las carreras?
R.- Lo principal es que no sean carreras ni muy multitudinarias ni muy publicitarias tipo Londres y Nueva York, donde pueden salir 50.000 personas. Yo busco que la carrera tenga algo de especial, por ejemplo en China la Muralla, Atenas que es la cuna del maratón… Yo creo que el reto en sí tiene bastantes alicientes y que cada carrera tiene algo distinto.

P.- No está nada mal empezar ganando.
R.- La carrera fue muy dura porque tuve que acostumbrarme al clima, al cambio de horario, la comida… La verdad que no está mal empezar ganando ya que no es un terreno al que estaba habituado porque yo corro más en asfalto y la mayoría del maratón chino fue escaleras y montaña.

P.- ¿Cómo fue la experiencia?
R.- Buena, fuimos unas 150 personas de 31 países, conoces a gente de otros sitios con otras costumbres, tienes que habituarte a otros sitios a los que no estás acostumbrados en España.

P.- ¿El Gran Slam Marathon está dirigido para aficionados o atletas de élite?
R.- Cada uno tiene sus metas, sus objetivos, su nivel, cada uno elige sus carreras, yo prefiero correr una carrera más reducida que estar entre 50.000 personas, busco una carrera más en familia y disfrutar de la experiencia.

Ramírez va a correr el Gran Slam Marathon

P.- ¿Cómo se prepara los maratones?
R.- La peculiaridad es que cada maratón es diferente al otro, ahora en China he corrido en montaña y escaleras, en la Antártida y en el Polo Norte correré sobre nieve y a eso no estoy acostumbrado. Hay que seguir entrenando y meter kilómetros, y siempre con la ilusión de hacerlo lo mejor posible.

P.- ¿Cuáles son sus próximos retos?
R.- En septiembre estaré en el mundial de 100 kilómetros y espero volver a bajar mi marca y quedar entre los 50 primeros.

P.- Cuando gana una carrera, ¿le dedica a alguien sus triunfos?
R.- Siempre tienes gente que te apoya y que tienes en mente.