La primera jornada de Tercera RFEF arrancará con un Huesca B-Illueca como plato principal

Ángel López celebrando un gol junto a Diego Aznar. Fotografía: SD Huesca Cantera.
photo_camera Ángel López celebrando un gol junto a Diego Aznar. Fotografía: SD Huesca Cantera.

La Tercera RFEF va dando sus pasos hacia el inicio de temporada y este viernes los equipos aragoneses, situados en el grupo 17 como de costumbre, han conocido su calendario para este nuevo curso 2023/24. La primera jornada arrancará el fin de semana del 9 y 10 de septiembre, con un Huesca B-Illueca como plato principal, la segunda vuelta se disputará el fin de semana del 27 y 28 de enero y la última jornada tendrá lugar el 11 y el 12 de mayo.

Cabe destacar que la principal novedad de este año es que la Tercera RFEF contará con 18 equipos, dos más que los que participaban el año pasado. Por lo tanto cada equipo tendrá que disputar 34 jornada en lugar de 30, por lo que la preparación, el fondo de armario y el saber dosificarse serán claves en esta larga temporada.

La primera jornada ofrecerá un Fraga-Épila; Ebro-Calamocha; Tamarite-Borja; Almudévar-Binefar; Monzón-Cuarte; Fuentes-Cariñena; Utrillas-Ejea y Huesca B-Illueca. Si uno se fija en la clasificación del año pasado, los choques que a priori parecen más igualados serán los dos últimos mencionados, pues el Utrillas el año pasado quedó noveno, el Ejea cuarto, el Huesca B rozó el ascenso a Segunda RFEF quedando tercero y el Illueca, que durante toda la temporada pasada fue uno de los conjuntos más potentes, finalmente acabó en séptima posición. Al final todos estos clubs son todo unos veteranos en la Tercera RFEF, conocen de sobras la categoría y saben lo que deben hacer para amarrar tres puntos.

De todas formas, los favoritos sobre el papel para el ascenso y para alzarse con el título de Tercera RFEF son el Ebro, que llega tras descender de la propia Segunda RFEF, el Almudévar, que el año pasado empezó realmente fuerte aunque luego se desinfló, el potente Huesca B, que luchará hasta la última jornada por hacer cosas grandes, y el Tamarite, que el año pasado estuvo durante toda la temporada en los primeros puestos.

Lo único seguro es que como año tras año, la Tercera RFEF continuará siendo una de las categorías más competitivas y que más talento atesora, pues muchos de los futuros cracks empiezan en esta división para formarse y posteriormente dar el salto a ligas mayores.