Concurrido estreno de la Feria del Libro: “Es una de las inauguraciones más multitudinarias”

Los zaragozanos responden a las buenas expectativas de libreros y editores en el primer día de la cita 
Los primeros visitantes en el Parque Grande este sábado
photo_camera Los primeros visitantes en el Parque Grande este sábado

El reloj no marcaba las 12.00 horas de este sábado, cuando la Feria del Libro de Zaragoza arrancaba oficialmente con el pregón, y cientos de personas pasaban ya por las casetas del Parque Grande José Antonio Labordeta. Son los primeros de los miles de visitantes que se esperan hasta el próximo domingo, 9 de junio, en una cita señalada para los amantes de la lectura, libreros, editoriales o incluso autores. La baja de última hora de Máximo Huerta no le ha quitado importancia a la cita en sus primeras horas, donde las ganas se han juntado con el buen tiempo.

Se podían notar entre los primeros curiosos. “Gracias a Dios seguimos comprando libros en papel”, reconocía una de ellas después de llevarse una novela de Ovidio Rodríguez, delante del propio escritor. En el paseo San Sebastián, familias y gente de todas las edades. “Venimos de que nos firme Patricia Gayán un libro para mi nieta y estamos muy contentos. Siendo el primer día y a primera hora, ya está bien”, comentaba otro matrimonio.

El sector hacía hincapié también en esta cuestión. “Hay buena afluencia de gente, es una cita que atrae a bastantes lectores y lectoras en un entorno como el parque grande”, declaraban en la caseta de Rasmia Ediciones mientras ultimaban los preparativos. Este “tirón” no es una novedad, según valoraba el ilustrador Ignacio Ochoa. Para muestra, los actos con motivo del Día del Libro en el Paseo de la Independencia: “Aquí todos esperamos que la feria vaya bastante bien”. Los puestos han dado cabida tanto a las grandes superficies como a las pequeñas librerías. En el caso de La Montonera, que cuenta con un local en la calle San Pablo, participan por segundo año consecutivo y esperan que este domingo sea “un día fuerte”, como también el próximo fin de semana.

Las buenas impresiones las compartía también la organización. El presidente de la Comisión Permanente del Libro de Zaragoza (Copeli), Rafael Yuste, se ha referido al pistoletazo de salida de este sábado como “una de las inauguraciones más multitudinarias”. El apoyo del público se ha traducido también en un aumento de las casetas, de 66 a 75, y según sus palabras no está previsto que la Feria se mueva de su actual emplazamiento. “Nos vamos a quedar aquí”, ha subrayado.

Uno de los nombres propios de la mañana ha sido el de la exdirectora de la Biblioteca Nacional, Ana Santos Aramburo, pregonera de esta edición. La zaragozana se ha mostrado “muy honrada y agradecida” y ha centrado sus palabras en el significado de los libros, “un elemento fundamental, creador de un relato que nos ha hecho vivir y conformar nuestro tiempo de una determinada manera”. Tanto importan en las obras los escritores, “que vuelcan en palabras su alma para que todos podamos aprender con ellas”, como los editores, “comprometidos con un sector del cual bebemos continuamente”.

482 autores pasarán hasta el próximo domingo por el Parque Grande. Entre los nombres propios, Irene Vallejo, David Lozano, Sergio del Molino o Beatriz Luengo. El horario de apertura es de 18.00 a 21.30 horas de lunes a miércoles, y tanto jueves y viernes como el fin de semana, también de 11.00 a 14.00.