Libertad

Libertad, palabra que está en boca de todos, que ha sido la causa de muchas revoluciones y también en ocasiones la culpable de muchos abusos. El filósofo Alejandro Llano explica que la libertad tiene que servirnos para lanzar iniciativas, proyectos que surjan de la libertad concertada con los ciudadanos y tengan la mayor relevancia social posible.

Libertad, palabra que está en boca de todos, que ha sido la causa de muchas revoluciones y también en ocasiones la culpable de muchos abusos. El filósofo Alejandro Llano explica que la libertad tiene que servirnos para lanzar iniciativas, proyectos que surjan de la libertad concertada con los ciudadanos y tengan la mayor relevancia social posible.

Nuestro Gobierno da la impresión que desconfía de la libertad de los ciudadanos y por eso desde instancias oficiales se encargan de que las personas singulares no puedan tener iniciativas para llevar a cabo sus proyectos libremente y más si tienen repercusión social.

Dice Alejandro Llano: “El lema sería este: haz lo que quieras con tu cuerpo y con tus sentimientos, siempre que no pretendas intervenir en la configuración de la vida pública, porque de eso se encarga el Estado, al reparo de toda sospecha de parcialidad”.

En su libro Humanismo Cívico, comentaba la expresión libertad negativa en contraposición a libertad positiva. Explica que la libertad negativa consiste exclusivamente en estar libre de obstáculos externos para hacer lo que yo quiero. Es la libertad de no estar atados a nada, de transgredir las normas vigentes, de desvincularse de la sociedad burguesa y autoritaria. Los individuos deben estar libres de normas éticas, mientras que el aparato administrativo del Estado se preocupa de que no tengan capacidad de iniciativa para llevar a cabo sus proyectos libres con relevancia social. Aparentemente libres de ataduras externas, pero sometidos de hecho al poder tutelar del Estado.

No hay otro camino que la responsabilidad de cada ciudadano para buscar la verdad y ejercitar su libertad tanto personalmente como al servicio de la sociedad.