Aragón impulsa el parque público de alquiler con 2.000 viviendas

Soro ha marcado como objetivo principal incrementar el parque público del alquiler, para así intervenir en el mercado y ofrecer viviendas a un precio inferior

Aragón contará con 2.000 viviendas destinadas a impulsar el parque público de vivienda de alquiler en la comunidad, que estarán repartidas en territorios rurales y urbanos. Así lo ha explicado José Luís Soro, consejero de Vivienda del Gobierno de Aragón, que afirma que estos son los “primeros pasos de una carrera de fondo”. “Desde el Gobierno sabemos que no hay ninguna varita mágica, pero que la fórmula más útil sería tener un parque de vivienda público dedicado al alquiler que sea potente para poder ofrecer precios asequibles”, ha afirmado el consejero.

Soro ha marcado como objetivo principal incrementar el parque público del alquiler, para así intervenir en el mercado y ofrecer viviendas a un precio inferior. “Hablamos de precios asequibles porque se trata de dar vivienda a los jóvenes y a la clase media, y otra cuestión diferente es la vivienda social, que se tiene que destinar a las personas más vulnerables”, ha indicado Soro. Para ello, ha incidido en la importancia de “colaborar con el sector privado, como promotores o colegios oficiales”.

El consejero ha explicado los proyectos más destacados en los que el Gobierno está trabajando, entre los que se encuentra la rehabilitación de viviendas de camineros. “Se han impulsado diez en la comunidad de Teruel y estamos a punto de recibir otra decena. También hemos acondicionado seis en Alcañiz, doce en Escucha y pronto empezará la rehabilitación de nueve viviendas en clave de eficiencia energética en Graus”, ha declarado Soro.

También se están impulsando proyectos en el entorno rural gracias al Fondo de Cohesión Territorial, que, como ha indicado Soro, financia el 100% de la rehabilitación de viviendas. “Los Ayuntamientos las acondicionan para destinarlas al alquiler y que así la gente vaya a vivir a los pueblos. El año pasado pudimos impulsar 21 viviendas mientras que, en este, están previstas otras 56”, ha apuntado el consejero.

En las ciudades se está trabajando en materia del parque público del alquiler a través de fondos europeos. “Actualmente estamos en contacto con un total de 40 Ayuntamientos para impulsar 900 viviendas públicas que estén destinadas al alquiler social. Además, estamos impulsando las primeras 27 viviendas de un total de 88 en el Cuartel de la Merced de Huesca y otros proyectos como la residencia de jóvenes en Pirineos con 336 alojamientos, que se suman a las 500 que tenemos previstas en los cacahuetes de la Expo y las 300 en El Buen Pastor”, ha explicado Soro.

El consejero ha afirmado que la situación es “muy complicada”, ya que “todavía nos estábamos recuperando de las consecuencias económicas de la Covid-19 cuando vino la crisis por la guerra y a esto se suma la inflación. Estamos aprobando medidas provisionales, urgentes y que permiten cierto respiro a los más vulnerables, pero somos conscientes de que seguimos con un gravísimo problema”, ha concluido Soro.

Print Friendly, PDF & Email