Seis de cada diez aragoneses son felices en el trabajo

Los datos del estudio revelan que en Aragón los empleados por cuenta ajena son más felices que los autónomos

Ya ha llegado septiembre y, con él, el fin de las deseadas vacaciones para la mayoría de los aragoneses. Pero ¿cómo afrontan la vuelta a sus obligaciones laborales? ¿Son felices en ese trabajo al que se reincorporan? ¿Qué factores influyen en que lo sean? Un estudio realizado por Sigma Dos a nivel nacional ha puesto de manifiesto que el 63,5% de los aragoneses se declara feliz en su trabajo, situándose ligeramente por encima de la media nacional (61,4%). Navarra es la comunidad autónoma con mayor número de trabajadores felices (69,1%), seguida de Asturias (67,7%) y La Rioja (67,6%), mientras que Castilla y León y País Vasco, con un 59,4% y un 51,3%, respectivamente, se sitúan en los últimos puestos.

Los datos del estudio revelan que en Aragón los empleados por cuenta ajena son más felices que los autónomos (un 63,6% frente a un 62,4%) y que el salario, el ambiente laboral y la flexibilidad horaria son los factores a los que los aragoneses dan más importancia para ser felices en su trabajo. Solo un 24,1% manifiesta no estar del todo conforme con su sueldo y el 75,5% de los encuestados dice llevarse bien con su jefe, a lo que se suma que un 87,5% tiene buena relación con sus compañeros, viéndolos frecuentemente fuera del entorno laboral. Esto denota la importancia que tienen para ellos las relaciones humanas en el nivel de satisfacción en el trabajo.

De las conclusiones del estudio también se extrae que a un 66,1% de los aragoneses les gusta su trabajo y que el 63,2% lo considera motivador y estimulante. No obstante, más de la mitad asegura que cambiaría de funciones, empresa o de ambas. Además, el 40,1% de los encuestados ha pensado alguna vez en tener su propio negocio. El miedo y la prudencia son los principales frenos para emprender entre los aragoneses.

Según este estudio, el 45,4% de los trabajadores aragoneses ha sufrido alguna vez el síndrome postvacacional, una cifra inferior a la media nacional que hace de Aragón la segunda comunidad autónoma donde menos se padece, solo por detrás de La Rioja (37,7%). En contraposición, donde más se produce es en Madrid y Cataluña.

También es habitual entre los aragoneses el estrés laboral, que un 79,4% dice haber experimentado en alguna ocasión (un 39,5%, muchas o bastantes veces). De nuevo, esta cifra está por debajo de la media española (82%), siendo los baleares, madrileños y catalanes los más estresados y los gallegos, vascos y asturianos los menos. A pesar de ello, solo uno de cada cinco aragoneses dejaría de trabajar si se lo pudiera permitir.

Para mejorar su situación laboral y su bienestar, los encuestados consideran clave aumentar los salarios (69%) y complementar el sueldo con ayudas a la alimentación, al transporte, seguro médico, etc. (36,7%). Contar con medidas de desconexión digital en las empresas es también muy relevante para ellos y solo un 17,7% de los aragoneses dice disfrutarlas. La mayoría recibe correos, llamadas o incluso tienen reuniones fuera del horario laboral.

Print Friendly, PDF & Email