Carcedo confirma la presencia de los últimos fichajes en la lista para medirse al Lugo

Carcedo busca su primer triunfo oficial como entrenador zaragocista. Foto: Real Zaragoza

El Real Zaragoza buscará este domingo su primera victoria de la temporada y lo hará, en la cuarta jornada liguera, ante el Lugo en el Estadio Municipal de La Romareda. Un choque que encierra alicientes más allá de los intrínsecos de cualquier partido, como por ejemplo la posibilidad de ver en directo a las últimas incorporaciones zaragocistas en el mercado estival.

Así lo ha confirmado el entrenador del conjunto aragonés Juan Carlos Carcedo en la rueda de prensa previa al duelo ante el Lugo, que tendrá lugar a las 21.00 horas de este domingo en la ciudad del Ebro. Ha explicado que valoran su condición física tras venir de viajes largos, pero seguro que “entrarán en convocatoria y tienen posibilidades”. Son los casos de Quinteros, Fuentes y Gueye, el que más expectación ha despertado.

Quien sigue sin poder estar junto al resto de sus compañeros es Iván Azón, aquejado de un edema óseo. “Está mejor y los plazos están más cerca de que pueda entrar con el grupo”, ha admitido Carcedo, confiando en que se puedan acortar “lo antes posible” para que el canterano zaragocista pueda por fin debutar en la presente temporada.

Tampoco saltará al césped Jaume Grau tras ver la cartulina roja en la derrota en Cartagena. A pesar de ser un “jugador importante”, como así lo ha definido el míster, ha recordado que “hay un centro del campo con posibilidades”. Sí que, a priori, contará con Valentín Vada tras superar una elongación muscular, afirmando que el argentino estará para ayudar.

Sobre si espera un extremo zurdo más que venga del mercado de jugadores libres, Carcedo ha recordado que tienen alternativas como Mollejo o Puche, además de que “Fuentes va a ser profundo”, posibilitando actuar con varios sistemas. “La plantilla es competitiva y la gente tiene ganas de hacer una buena temporada», ha valorado, concluyendo con su satisfacción con el grupo formado y con la garantía de que «la dirección deportiva trabaja» por si llega un último refuerzo.

Print Friendly, PDF & Email