La venta de vehículos en Aragón cae un 47% respecto a las cifras prepandemia

En 2023, las previsiones apuntan a las 17.000 matriculaciones

Las cifras de matriculaciones de vehículos en Aragón en 2022 serán inferiores a los niveles previos a la pandemia, concretamente un 47%. Así lo ha adelantado Faconauto, la patronal del automóvil, este martes coincidiendo con la III Jornada de Automoción de Aragón celebrada en la Cámara de Comercio de Zaragoza. Concretamente, la patronal señala que este año se matricularán “alrededor de 16.000 vehículos”, lo que supone una “caída del 7%” respecto a la anualidad pasada. De cara a 2023, se mantienen estas previsiones de “parálisis” y la cifra podría llegar a las 17.000.

El presidente de Faconauto, Gerardo Pérez, ha declarado que el mercado está atravesando un momento “complicado”, tanto en Aragón como en el resto de España. Se trata, a su juicio, de uno de los momentos “más críticos de las últimas décadas”. En la Comunidad se va a crecer ligeramente, sobre todo en la venta entre particulares, pero la caída general, que se acusa todavía hoy, es “absolutamente inasumible” para un país productor y para una región ligada al automóvil, como ha calificado a Aragón.

El mercado se enfrenta a medio y largo plazo a una transformación ecológica y a las políticas de movilidad. Este ha sido precisamente uno de los asuntos que se ha tratado en las jornadas, con la prohibición de vender coches de combustión en 2035 y el fin de su circulación en 2050, Unos plazos, ha dicho, que no se están cumpliendo “ni de lejos”, porque además la economía aboca al consumidor a comprar coches viejos, de diez años o más.

En España, ha señalado, habría que cambiar más de un millón de coches de combustión por año para alcanzar los 27 millones que se exigen. Una transformación “inasumible”, teniendo en cuenta que se venden 30.000 eléctricos. Por ello, se contempla como opción la moratoria que han exigido en Bruselas “hasta que el consumidor se lo permita”, o incluso que el país “no se adhiera al plan”.

También, ha añadido que los retrasos burocráticos a la hora de abonar las ayudas de hasta “un año y medio por parte del Gobierno de Aragón”, son otro de los factores que dificultan esta conversión ecológica. “Este abrazo al ecologismo está haciendo que se pare el mercado y nosotros necesitamos que sea potente. Hoy el consumidor tiene problemas más importantes que la movilidad eficiente”, ha reiterado Gerardo Pérez.

Ante esta situación, la patronal ha reclamado al Ministerio de Industria que se vuelva a convocar “lo antes posible” la Mesa de la Automoción en busca de “soluciones para frenar el deterioro del sector”. A diferencia de otras actividades económicas, el automóvil “no ha podido recuperar los niveles previos a la pandemia” y por ello la consideran prioritaria.

Print Friendly, PDF & Email