ZeC critica la mala gestión de PP-Cs que “pone en peligro” las fiestas de los barrios rurales

Luisa Broto es concejal del Ayuntamiento de Zaragoza

El grupo municipal de Zaragoza en Común en el Ayuntamiento de Zaragoza ha criticado las trabas burocráticas e improvisación del gobierno de PP-Cs, una gestión “nefasta”, con la que “ponen en peligro” la celebración de las fiestas populares en barrios rurales como La Cartuja o Peñaflor. Tras solicitudes con la antelación suficiente, la contestación por parte de las áreas de Servicios Públicos y Participación llegan, en algunos casos, a un día de la celebración de los festejos, perjudicando a la organización de estos.

“Tras dos años de pandemia hay muchas ganas de volver a celebrar en la calle, en nuestros barrios”, ha señalado la edil de la formación, Luisa Broto, que ha criticado la falta de protocolos y facilidades, la “absoluta improvisación” que están dificultando que los barrios rurales, como ya pasó con las hogueras en los distritos, celebren sus fiestas con normalidad.

Estas trabas burocráticas e improvisación ha sido una de las cuestiones que han puesto encima de la mesa los alcaldes y alcaldesas de barrio en el consejo territorial celebrado hoy en el Ayuntamiento de Zaragoza. Ha sido el caso del alcalde de La Cartuja, José María Lasaosa, de Zaragoza en Común, que ha visto como las fiestas “peligran por esta mala gestión y falta de flexibilidad con los barrios”.

Lo mismo ha manifestado la edil de la formación y alcaldesa de Peñaflor, Mamen López, que tras dos meses de haber realizado la solicitud y permisos, a un día de celebrar una discomóvil en el pabellón, esta ha sido derivada a la carpa del barrio, “sin ningún tipo de justificación”.

Esta modificación requiere cambios de permisos y tener el montaje para su inspección un día antes, lo que conlleva un aumento de costes imprevisto, al alquilar el equipo de sonido y contratar la seguridad también para un día antes y por no contar, además, con personal municipal durante el fin de semana para llevarlo a cabo. “Nos dirigen de Participación Ciudadana a Servicios públicos y al contrario, pero no resuelven los inconvenientes, ponen más trabas de las ya existentes y complican la celebración de las fiestas que tantas ganas tienen los vecinos y vecinas de recuperar”, ha señalado López.

Para Broto, la gestión de las fiestas por parte del equipo de PP-Cs tiene “dos velocidades”, la rápida en aquellos distritos y barrios donde gobierna la derecha y la de las máximas trabas para complicar los festejos en el resto.

Además, la edil ha criticado que, una vez más, este consejo territorial de alcaldes y alcaldesas de barrio se haya convertido “en un mero trámite”, sin participación ni debate por parte de los representantes. Asimismo, ha recordado que el concejal de Participación, Javier Rodrigo, prometió la creación de un grupo de trabajo para “solucionar los inconvenientes surgidos en las fiestas populares” pero aún no se conoce ni la composición, ni la metodología, y su convocatoria será en septiembre, “cuando casi todas las fiestas ya han tenido lugar”.

Print Friendly, PDF & Email