El alcoholímetro antiarranque es obligatorio desde este miércoles en algunos autobuses y autocares en España

Los que dispongan de la interfaz para ello, según la última reforma de la Ley de Tráfico

Los vehículos de transporte de viajeros por carretera (autobuses y autocares) que dispongan de interfaz para la instalación de alcoholímetros antiarranque -conocidos como «alcolock»- deben usar esos dispositivos desde este miércoles.

Ésa es una de las 50 novedades recogidas en la 19ª reforma de la Ley sobre Tráfico, Circulación de Vehículos a Motor y Seguridad Vial, cuyo grueso entró en vigor el pasado 21 de marzo y otros apartados son de obligado cumplimiento en otras fechas.

Desde este 6 de julio, los conductores de vehículos de transporte de viajeros por carretera que dispongan de interfaz para la instalación de alcoholímetros antiarranque están obligados a utilizar esos dispositivos, una medida demandada por el sector. Esa medida será obligatoria para autobuses y autocares de nueva matriculación a partir del 6 de julio de 2024.

Además, incumplir esta norma supone una infracción muy grave que acarrea una multa de 500 euros.

Esta novedad legal no figuraba en el proyecto de Ley sobre Tráfico, Circulación de Vehículos a Motor y Seguridad Vial enviada por el Consejo de Ministros al Parlamento. De hecho, fue introducida por el Congreso, aunque entonces incluía tanto a vehículos de transporte de viajeros como de mercancías. El Senado perfiló esa propuesta al limitar la obligatoriedad de los «alcolocks» a autocares y autobuses.

No se generalizará

La Dirección General de Tráfico (DGT) rechaza que todos los vehículos estén obligados a llevar incorporado un alcoholímetro antiarranque. “No está en la agenda extenderlo a otro tipo de vehículos”, ha aseverado el director general de Tráfico, Pere Navarro, en una reciente entrevista a Servimedia.

Navarro ha apuntado que el sector del transporte de viajeros por carretera es “quizás el más seguro” en España. “Recuerdo que hubo algún año con cero o con un fallecido, con todos los autocares que hay en este país”, ha comentado.

Así, ha destacado que se trata de un sector “muy comprometido con la seguridad vial” y han solicitado que se instalen dispositivos antiarranque en autobuses y autocares para detectar cuándo el conductor va borracho.

Print Friendly, PDF & Email