El Servet llegó a analizar 16.000 pruebas Covid semanales en el pico de la pandemia

El centro ha puesto en funcionamiento una nueva cadena de microbiología para hacer más rápida la entrega de los diagnósticos.

El Hospital Miguel Servet de Zaragoza realizó 16.000 pruebas Covid semanales, sumando serológicas y moleculares, coincidiendo con el mayor pico de la pandemia en diciembre del pasado año 2021. Por estos datos y la presión sufrida en ese momento, el centro ha puesto en funcionamiento una nueva cadena de microbiología para hacer más rápida la entrega de los diagnósticos y mejorar la seguridad de los trabajadores.

Se trató de poner en marcha en junio del pasado año y se retrasó su puesta en funcionamiento por la pandemia. Ya operativa, la semana pasada se llevaron a cabo «más de 2.300 pruebas serológicas», según ha señalado este martes en la visita a las instalaciones la consejera de Sanidad del Gobierno de Aragón, Sira Repollés. En total, 4.273 determinaciones, añadiendo las moleculares, que se traduce en un 30% más de lo que se hacía sin este instrumental y sin el incremento de recursos de personal.

Repollés ha destacado que la rapidez en los diagnósticos permite tratar las enfermedades «con una mayor celeridad» y ha deslizado que estas pruebas no solo se llevarán a cabo con el Covid, sino también con enfermedades de transmisión sexual y en concreto el VIH, hepatitis o sífilis, que se encuentran entre las pruebas más solicitadas junto a otras enfermedades como el sarampión.

Del mismo modo, «al tratarse de un sistema robotizado», se han incrementado «los estándares de seguridad de los trabajadores». «Para Aragón y para el Servet, tener la primera cadena en Europa de estas características es un hito», asegura, y además «mejora la atención al paciente».

El jefe de laboratorio de microbiología, Antonio Rezusta, ha incidido en la comodidad y la seguridad del paciente, que era «su objetivo inicial». Con un resultado fiable, señala, «se puede evitar que se hagan pruebas complementarias y ganar mucho tiempo», hasta el punto de que «si las muestras llegan a tiempo, el resultado puede estar en un día». Hasta el 93%, de acuerdo al Gobierno de Aragón, podrían darse en las primeras 24 horas. Respecto a la seguridad del personal, Rezusta ha precisado que tareas como destapar los tubos de las pruebas a mano se hacen ahora de manera automática. Así se reducen los movimientos que tienen que realizar los trabajadores y el riesgo de sufrir un accidente biológico o lesiones por movimientos repetitivos.

Ayuda con el Covid

Esta cadena también sirvió al Servet en la ola de Covid del pasado mes de diciembre. Al día, el equipo molecular realizaba cerca de 1.200 pruebas y facilitaba ampliar la capacidad de trabajo en esos momentos. «En un año, el número de determinaciones que se han llevado a cabo por técnicas de biología molecular ha sido superior a 800.000 y las serologías 500.000», apunta el gerente del sector II, Luis Callén. Unas cifras «impresionantes para el servicio, que es referencia en la microbiología aragonesa y que puede asumir la carga asistencial en los momentos de mayor necesidad». Los trabajos de adecuación de la cadena los ha llevado a cabo la empresa Roche Diagnostics, a la que Callén ha querido agradecer su labor.

Print Friendly, PDF & Email