Los hogares pagan 260 euros más por la luz en lo que va de año

En lo que va de 2022, los consumidores han pagado 61,84 euros por el término fijo

El recibo de la luz para los hogares acogidos al Precio Voluntario al Pequeño Consumidor (PVPC) ha subido un 72,5% en el primer semestre de 2022, ya que alcanza una media de 621,36 euros, lo que supone un ascenso de 261,08 euros con respecto a lo pagado en este periodo de 2021 (360,28 euros).

Así lo refleja el simulador de la factura de la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) al ser consultado por la factura de un consumidor medio con una demanda anual de 3.240 kilovatios hora (kWh).

La subida acumulada en el inicio de 2022 se explica por el mayor uso de fuentes convencionales como el gas natural y el carbón para producir electricidad como consecuencia del desplome de la producción hidráulica por la sequía, puesto que el coste de estas fuentes fósiles se ha disparado por la guerra de Ucrania.

Pese a que el incremento es muy significativo, aún hubiera sido mucho mayor, cerca del doble si el Gobierno no hubiera aplicado una serie de medidas desde el verano del año pasado, como la reducción del tipo del IVA aplicado al recibo de la luz, la suspensión del impuesto a la generación o la reducción del impuesto eléctrico, a lo que se acaba de sumar la excepción ibérica.

En concreto, de mantenerse la misma estructura de la factura que había hace un año, en la que el coste variable representaba el 56,9% del recibo frente al 79,7% actual, el gasto en los primeros seis meses de 2022 ascendería a 870,74 euros, un 142% más que el año pasado y un 40% más que lo pagado este semestre. Esto supone que las medidas aplicadas han ahorrado a los hogares 164,29 euros.

Así, en lo que va de 2022, los consumidores han pagado 61,84 euros por el término fijo, un 21,6% menos que hace un año; 495,45 euros por el consumo, un 142% más; otros 2,79 euros por el impuesto eléctrico, un 80,8% menos; 4,79 euros por el equipo de medida, lo mismo que el año pasado; y los restantes 56,49 euros por el IVA, un 1,5% menos.

En cuanto a junio, el recibo fue el tercero más caro de la historia tras los de marzo y febrero de este año ya que ascendió a 98,74 euros, cifra un 8,4% superior a la de mayo (91,07 euros).

Con respecto a junio del año pasado, el precio de la electricidad se disparó un 57,8% ya que entonces la luz costó una media de 62,58 euros por hogar.

En junio de 2021 entró en vigor el nuevo sistema de formación de los peajes y los costes regulados del recibo, con los tres tramos horarios de facturación. Para realizar la simulación del precio, se ha calculado con una potencia única de 4 kilovatios (KW) y un consumo del 30% en hora punta, del 25% en hora llano y del 55% restante en hora valle.

Print Friendly, PDF & Email