Repollés reconoce que «aún no están determinadas» las personas susceptibles de ser vacunadas contra la viruela

"No se han declarado ni nuevos casos ni sospechosos ni confirmados de viruela del mono en Aragón", ha asegurado la titular de Sanidad.

«Sin novedades» sobre la viruela del mono. Este ha sido el mensaje más repetido este lunes por la consejera de Sanidad, Sira Repollés, sobre la posibilidad de que hubiera nuevos casos de Monkeypox en Aragón. «No se han declarado ni nuevos casos ni sospechosos ni confirmados», ha asegurado la titular de Sanidad.

La situación respecto a las vacunas sobre la viruela también sigue siendo parecida. Repollés ha manifestado que «aún no están determinadas las personas que son susceptibles de ser vacunadas». «La ponencia de vacunas todavía está trabajando en ello», ha puntualizado.

Sin embargo, lo que sí ha garantizado la máxima representante de Sanidad de la DGA es que la compra de dichas vacunas «deberá ser centralizada a través del organismo competente», concretamente el ERA, la autoridad de Preparación ante Emergencias Sanitarias, perteneciente a la Comisión Europea. «Deberá ser centralizada porque el volumen de casos es bajo en estos momentos, pero la disponibilidad de vacunas también es baja», ha manifestado.

Una cuestión que Repollés ha relacionado con la erradicación de la viruela a principios de los años 80. Además, ha reconocido que la vacunación de la viruela no sería «comparable» con la de la Covid-19. «Sí que se disponen de cantidades para fabricar la vacuna de la viruela, pero en estos momentos los requerimientos no lo hacen necesario y tampoco que sea comparable con lo que es la vacunación del Covid», ha indicado.

En este sentido, la consejera ha explicado que la compra centralizada se hará «de aquella vacuna que se considere más adecuada para tratar este tipo de casos de viruela del mono» y posteriormente se repartirá por países y, luego, por comunidades autónomas.

Aragón cuenta con un caso positivo por viruela del mono 

En Aragón, en estos momentos, hay confirmado como positivo un caso de viruela del mono. Se notificó el miércoles pasado por el Centro Nacional de Microbiología y se trata de un varón que entró en contacto con el sistema hospitalario al presentar síntomas (cuadro leve sin necesidad de ingresos) y al que se le realizó la encuesta preliminar para establecer contactos estrechos. Además, se continuó con el seguimiento de estos contactos, mediante el protocolo establecido a nivel nacional.

El paciente presentaba alguno de los síntomas de infección y había estado en los 21 días previos en contacto con casos confirmados, de ahí que se considerara el caso como probable.

El protocolo del Ministerio remarca que el enfermo debe estar «en una habitación o área separada de otros convivientes hasta que todas las lesiones hayan desaparecido». Asimismo, «no debe abandonar el domicilio, excepto cuando necesite atención médica de seguimiento» y, si se diera la ocasión, «llevará en todo momento mascarilla y no utilizará transporte público». Los contactos estrechos no tendrán que realizar cuarentena obligatoria, «aunque deben extremar las precauciones y reducir todo lo posible las interacciones sociales utilizando de forma constante la mascarilla».

Coronavirus: «Está claro el descenso» 

Respecto a la situación del coronavirus en la Comunidad aragonesa, la titular de Sanidad ha ratificado el mensaje que envió la semana pasada. «Anunciamos que había un descenso y, en estos momentos, se está confirmando; no solo por las cifras de contagiados mayores de 60 años como la incidencia, sino sobre todo por las cifras asistenciales que tenemos. Estamos reduciendo la hospitalización convencional, cuando estaba un poco más contenida, y ahora ya está claro el descenso», ha sostenido.

La consejera, que ha aseverado que Aragón ha ido «en consonancia» con otras comunidades en este aumento de casos, ha apuntado que la autonomía ha tenido «menos volumen de incidencia en esta ocasión y de ingreso y también ha iniciado el descenso un poco antes».

«Estamos en unas cifras por debajo de España, pero todos llevamos más o menos la misma línea», ha concluido.

Print Friendly, PDF & Email