El proyecto EREA ayuda a los emprendedores y potencia a las empresas del medio rural aragonés

El plazo de recepción de solicitudes estará abierto hasta el próximo día 31 de mayo

Ayudar a las personas que hayan emprendido su negocio en alguna de las localidades con menos de 5.000 habitantes que hay en la Comunidad es el objetivo del proyecto Ecosistema de Emprendimiento Rural en Aragón (EREA). Y es que aquellos empresarios que quieran innovar en sus actividades, impulsar nuevos proyectos o incrementar el impacto social en sus municipios podrán optar a EREA, donde recibirán formación y acompañamiento que les allane el camino para lograr sus metas.

Un proyecto que además intenta asentar población en el territorio, luchar contra la despoblación que azota a Aragón y «poner en valor la importancia de lo pequeño y de trabajar de forma casi personalizada», ha dicho el director general de Ordenación del Territorio, José Manuel Salvador, este lunes en la presentación del mismo. EREA consiste en reactivar e incentivar la actividad socioeconómica en zonas de situación de vulnerabilidad territorial, así como en promover y garantizar el desarrollo sostenible y el bienestar de los habitantes de su área de influencia.

Además, pretende potenciar los elementos endógenos del territorio, aumentar el impacto socioeconómico de las iniciativas en el medio rural, favorecer la igualdad de género, diversificar los sector de actividad, promover la innovación y ofrecer los recursos, herramientas y conocimientos para poner en marcha y consolidar actividades que generen empleo y riqueza.

Precisamente, se espera haber creado de 300 a 500 puestos de trabajo al término de EREA en febrero de 2023. Todo con una dotación de 578.000 euros con los también se pretende haber formado hasta a 1.100 habitantes, acelerar 80 nuevas iniciativas, impulsar 30 microempresas, realizar 15 sesiones participativas, 16 eventos de inspiración y, por último, cinco jornadas de pitch-day, ha explicado el comisionado para la Lucha contra la Despoblación, Javier Allue, quien también ha asistido a la presentación.

Del presupuesto total, 315.000 euros van destinados a subvenciones para los centros de Emprendimiento de la Red ARCE para mejorar las infraestructuras y el equipamiento, con especial incidencia en los pueblos de menos de 5.000 habitantes. Las ayudas máximas cubren el 100% de la inversión y ascienden a un máximo de 20.000 euros. Por otro lado, los 263.000 euros restantes del presupuesto van dirigidos a la realización de las diferentes actividades. Así lo ha detallado por su parte la directora gerente del Instituto Aragonés de Fomento (IAF), Pilar Molinero, este lunes.

Cabe destacar que los emprendedores con proyectos de nueva creación que acaben el programa y quieran ponerlos en marcha contarán con la financiación de Sodiar a través de un préstamo participativo de hasta 5.000 euros para los gastos derivados de la constitución de la organización. También aquellos que se constituyan y se ubiquen en alguno de los centros de la Red ARCE contarán con un año de financiación de los gastos de alquiler.

Inscripciones abiertas hasta el 31 de mayo

El plazo de recepción de solicitudes estará abierto hasta el próximo día 31 de mayo. Tanto el formulario como la información del programa se encuentran en la página web aragonemprende.com. Además, las iniciativas que ya hayan avanzado en su proyecto o las microempresas que en funcionamiento, para facilitar la comprensión de su iniciativa y si lo consideran conveniente, podrán complementar la información de la solicitud con un Resumen Ejecutivo, según el modelo de anexo, enviándolo junto a una copia de la inscripción al email proyectoerea@aragonemprende.com.

Print Friendly, PDF & Email