Mensajes de nuestra infancia

Se descifran los mensajes que están en clave y lo están para dificultar a otros su comprensión. Para descifrar un mensaje se necesita una clave, pero usted, lector, no la recuerda y tendrá que deducirla a partir de esta serie lógica: U-D-T-C-C-S-S-O. Si lo consigue, descubrirá las coordenadas donde, siendo niño, enterró un tesoro.

Si no encuentras la solución PULSA AQUÍ

La serie U-D-T-C-C-S-S-O corresponde a las iniciales de los nombres de los 8 primeros números naturales: Uno, Dos, Tres, Cuatro, Cinco, Seis, Siete, Ocho y Nueve.
Nota: Puesto que varios números comienzan por la misma inicial (4, 5 y 6, 7), quizá el lector deba cavar en diferentes coordenadas. Pero no importa a quien, por no olvidar su infancia, conoce el arte de no envejecer.

Print Friendly, PDF & Email