Valencia y Utrillas se vuelven a hermanar para encaminar el ascenso a Tercera

Jugadores y aficionados disfrutaron de la jornada al término del encuentro

La afición del Valencia y el pueblo de Utrillas están más hermanados que nunca. Después de la visita en Copa del Rey, la hinchada volvió al estadio de La Vega para ver el duelo que enfrentaba a los del pueblo minero con el Calatorao. Y a costa de la ilusión por verse en Tercera RFEF y el aliento de una grada repleta, endosaron un 5-1 que les deja muy cerca del objetivo. Eso sí, todavía faltan ocho jornadas de máxima complejidad.

Tocó madrugar desde la capital valenciana para visitar Utrillas con la ilusión de alentar al pequeño equipo de Preferente aragonesa. Después de más de 200 kilómetros en autobús, fueron bien recibidos por los lugareños, con quienes pasaron todo el día hasta el momento del enfrentamiento. Desde el principio hasta el fin.

Los bares de la zona estuvieron llenos de color, donde las dos aficiones comieron y bebieron en esta jornada. Qué decir del resultado, con un 5-1 que permite al conjunto de las Cuencas Mineras seguir sacando doce puntos de ventaja al segundo clasificado. El sueño de ascender está tan cerca que se puede tocar con la yema de los dedos, y que mejor forma de hacerlo que con invitados tan especiales.

Después del encuentro, tanto los jugadores como los aficionados se fotografiaron sobre el terreno de juego para celebrar la victoria. Los cánticos no se habían dejado de oír durante todo el encuentro, y a la vista está la forma de sentirse sobre el campo. Y después de la jornada de hermanamiento, cada uno peleará por su título particular: el Valencia por la Copa del Rey y el Utrillas por el ascenso.

Print Friendly, PDF & Email