Ronal Ibérica plantea un nuevo ERTE para más de 500 trabajadores en Teruel

La empresa ya afrontó un ERTE en octubre que levantó en diciembre ante las buenas perspectivas

La Dirección de Ronal Ibérica ha planteado un nuevo Expediente de Regulación Temporal de Empleo (ERTE) para sus más de 500 trabajadores en dos plantas de Teruel ante la bajada de producción que han sufrido en las últimas semanas. Esta compañía, dedicada a la fabricación de llantas de vehículos para grandes productores, como Stellantis Zaragoza y Vigo, Ford Valencia, Seat Martorell o Renault Valladolid, ya afrontó un ajuste en octubre que levantó en diciembre ante las buenas perspectivas, pero la invasión de Ucrania ha vuelto a aflorar la incertidumbre en el sector.

En aquel ERTE firmado a principios de octubre, la compañía complementó con un 15% lo que cobren los trabajadores durante los días de paro, con otros 20 euros/día a aquellos que superen las 45 jornadas fijadas en el acuerdo. Ahora, el Comité de Empresa espera unas condiciones similares. “No se ha concretado nada, pero partimos de esas condiciones. Creo que andarán por ahí. Es lo que se habló en la última reunión, pero sin concretar nada”, ha señalado su presidente, Cristóbal Lacruz.

Una situación que se ha recrudecido desde finales de febrero y durante el mes de marzo, cuando los paros han vuelto a predominar en las fábricas de automóviles con falta de microchips y los “precios disparados” de la energía. “Todo lo que hacemos lo estamos almacenando en la fábrica, en estocaje, porque no se lo llevan las casas. Y llega un momento en el que no puedes hacer más”, ha expuesto Lacruz.

Una crisis económica a la que no es ajeno el resto de la economía aragonesa. Tal y como detalló este jueves la consejera del ramo, Marta Gastón, en el Pleno de las Cortes, hasta cinco empresas han planteado ya un ERTE como consecuencia de la invasión de Ucrania, con 703 trabajadores afectados. “Estar a la altura requiere saber que la unidad es fundamental y que no se puede generar una expectativa falsa de que un gobierno tiene en sus manos la situación a esta crisis compleja que es susceptible de empeorar. Es complicado precisar el impacto de esta crisis: no sabemos cuánto va a durar la invasión ni por duración ni por intensidad”, ha subrayado.

Print Friendly, PDF & Email