Los aragoneses dicen «basta» al «desmesurado» incremento del precio de la luz y la energía

Estas protestas se han repetido por todo el país y en las tres capitales aragonesas

Y los ciudadanos se hartaron del disparado incremento del precio de la luz. Centenares de aragoneses han protestado este miércoles contra el “desmesurado” incremento del coste de la energía y la electricidad. Convocados por las organizaciones sindicales y vecinales, reclaman al Gobierno de Pedro Sánchez que tome medidas inmediatas para abaratar la luz y no perjudicar a los más vulnerables.

Unas soluciones a corto plazo que pasarían, según ha demandado el secretario general de CCOO Aragón, Manuel Pina, por “desacoplar” el precio del gas, que es el “problema”, al cálculo del resto de la energía, así como “limitar los beneficios de las empresas energéticas”, que “están haciendo un verdadero negocio especulando con la electricidad”. Una crisis a la que no es ajena la creación de empleo, que podría verse cortada en los próximos meses si no se da flexibilidad a las empresas. “Queremos que se ponga en marcha el mecanismo RED que negociamos en la reforma laboral, con ayudas a sectores que están sufriendo, como la agricultura, el campo, la pesca, industrias y transporte”, ha reivindicado.

Una idea similar ha trasladado el líder de UGT Aragón, Daniel Alastuey, quien considera que este “disparado” precio de la energía “pone en peligro el poder adquisitivo de los trabajadores y la supervivencia de las empresas”. A su juicio, la pérdida de poder adquisitivo de los trabajadores es un problema “fundamental”, lo que pasa por un “pacto de rentas” y un acuerdo de negociación colectiva para “modular las subidas salariales” en un periodo de dos o tres años con cláusulas de subida una vez se supere esta crisis. “Es una situación muy difícil, que se encadena con la pandemia, y habrá que empezar a hablar para atajar los problemas inmediatos”, ha añadido.

Asociaciones vecinales como la Federación de Barrios o la Unión de Consumidores se han sumado a las protestas contra el alza del precio de la luz, que, como recuerda el presidente de la UCA, José Ángel Oliván, “no se produce por la guerra”, sino que “viene de lejos”. “El sector eléctrico ha arrastrado a la economía española y se ha demostrado que el modelo ha fracasado en su obligación de servir a los ciudadanos”, ha expuesto, exigiendo una “intervención” del Estado en los precios y en el mercado.

Convocados por las organizaciones sindicales y vecinales, reclaman al Gobierno de Pedro Sánchez que tome medidas inmediatas para abaratar la luz y no perjudicar a los más vulnerables

Ante las demandas de bajadas de impuestos de otros sectores sociales, Oliván ha remarcado que “no es la solución”. “Lo hemos visto en el transporte o los combustibles, cuando los carburantes han seguido subiendo. No tiene sentido plantear bajadas de impuestos y no de beneficios de las empresas que se están lucrando. No hay ninguna decisión del Gobierno que haya repercutido en el precio del petróleo”, ha mantenido, recordando que la gasolina que se está vendiendo ahora a los ciudadanos fue comprada hace varios meses.

Estas protestas se han repetido por todo el país y en las tres capitales aragonesas, teniendo lugar en las plazas de España, en Zaragoza; de Navarra, en Huesca; y del Torico, en Teruel.

Print Friendly, PDF & Email