Arcosur exige medidas urgentes para paliar el déficit de instalaciones educativas en el barrio

Arcosur urge a las administraciones a construir centros educativos

Los vecinos de Arcosur han pedido al Gobierno de Aragón que tome medidas urgentes para paliar el grave déficit de instalaciones educativas que tiene el barrio y todo el Distrito Sur de la capital aragonesa.

En un comunicado, la asociación vecinal ha explicado que a principios del mes de abril de 2022 habrán pasado cuatro años desde que se inauguró el primer colegio del barrio, que es una de las zonas de mayor expansión de la ciudad de Zaragoza, y que supuso la vuelta de escolares de Infantil, Primaria y Secundaria que se encontraban diseminados por diferentes colegios de la ciudad.

Cuatro años después, la entidad vecinal denuncia que se ven avocados a un periodo de incertidumbre para sus hijos similar al de aquellas fechas y recuerda que la licitación del segundo colegio de Arcosur (Ana María Navales) ha quedado desierta, debido al encarecimiento de los materiales de construcción en los últimos tiempos.

La asociación de Arcosur ha asegurado que ya venía advirtiendo del problema que se iba a generar en el barrio desde el mismo momento que se abrió el primer colegio, haciendo especial hincapié a partir de la escolarización de los niños nacidos en 2016 (año 2019), momento en que se alcanzaron cerca de 175 solicitudes para un único colegio que estaba diseñado para tres vías (75 alumnos).

Pese a que desde el Gobierno de Aragón se comprometieron a la construcción del segundo colegio, Arquero critica que siguen sin ver el inicio de las obras en el solar del citado colegio, a pesar de la llegada de los fondos europeos.

“Para más inri, ni siquiera han sido capaces de tener acondicionados los barracones que deberían estar instalados en el CPI Arcosur desde el comienzo del curso para alojar a los niños del Ana María Navales, motivo por el cual todos nuestros hijos, vecinos todos de la Muy noble, Muy leal, Muy heroica, Muy benéfica e Inmortal Zaragoza, aunque parezca mentira, se encuentran hacinados como sardinas en lata”, denuncian.

Print Friendly, PDF & Email