Dragan Sakota se dirige a la afición: «Deben entender que esto no se cambia en dos días»

El nuevo entrenador, Dragan Sakota, junto al director deportivo, Toni Muedra

El nuevo entrenador de Casademont Zaragoza, Dragan Sakota, ya está en la capital aragonesa. El técnico ha tenido ya sus primeras tomas de contacto con los jugadores y los miembros del club, y en su presentación ha pedido paciencia a la Marea Roja. “Tienen que entender que esto no se cambia en dos días”, ha afirmado en su primera comparecencia.

Sakota ya conocía de antemano la tradición de baloncesto en Zaragoza, y ha afirmado que “en toda Europa” hay consciencia de lo que se vive los fines de semana en el Príncipe Felipe. “En segunda división venían 10.000 personas al estadio”, ha recordado el nuevo coach. Este apoyo “es muy importante” para el equipo, y ha dado con la clave para recibir el apoyo de la afición. “Los jugadores tienen que dejarlo todo y pelear hasta el final, así todo será más fácil”, ha afirmado. Eso sí, ha recordado que se debe tener paciencia.

No se cambia en dos días, pero la pregunta que surge ahora es cuánto se va a tardar. Sakota ha respondido que no necesita mucho, porque tiene experiencia en coger escuadras a mitad de temporada, como en su última experiencia con el Estrella Roja. Habrá cambios, tendrán su proceso, pero no durarán mucho. “En unas pocas semanas, en unos pocos partidos se verá el cambio”, ha declarado el entrenador.

Personalmente se encuentra “ilusionado” por su primera experiencia en España, aunque el equipo “no está en la mejor situación”, y tienen que lograr una reacción. Precisamente Sakota ha dirigido equipos con problemas y con su experiencia puede ayudar. Al Casademont Zaragoza no le ha seguido mucho, pero sabe especialmente de Omar Cook y de Rodrigo San Miguel. Aun así, sabe que hay potencial. Está seguro de que el equipo “puede ser mejor” y podrá hablar más “después del primer partido”.

A pesar de que los niveles son diferentes en las competiciones, “el baloncesto es baloncesto tanto en Euroliga como en pequeños clubes”. Sakota intenta que sus equipos “jueguen bien y den el máximo”, y especialmente lo hagan “de forma inteligente tanto en defensa como en ataque”. El primer partido es vital, pero “todos son importantes”. Además, tiene en la recámara a Kilpatrick, que puede ser “muy importante” y lo ha seguido habitualmente.

La cautela es otro de los atributos de Sakota, y más recién llegado, por lo que no ha dicho “grandes palabras”. Eso sí, les ha explicado que es “muy importante” que ambas partes se entiendan para salir adelante y salvar una campaña que se ha complicado más de lo previsto.

Print Friendly, PDF & Email