Los disturbios en la discoteca de Fraga contra la Guardia Civil suman otras cinco detenciones más

Imagen de una de las detenciones

La Guardia Civil ha detenido a otras cinco personas más por los disturbios que se produjeron a las puertas de la discoteca Florida 135 en Fraga el pasado 27 de febrero, en el que varios jóvenes se enfrentaron a los agentes al terminar la fiesta. Estos cinco detenidos se unen a los otros tres que se arrestaron en el momento de los altercados. Han sido detenidos como presuntos autores de los delitos de atentado contra agente de la Autoridad, desórdenes públicos, lesiones, daños y favorecimiento de la evasión de un detenido.

Los incidentes ocurrieron al final del operativo cuando uno de los agentes trataba de asistir a una mujer que parecía tener algún problema, momento en que varias personas que se encontraban en las inmediaciones comenzaron a increpar a los agentes y a tirarles objetos, llegando a lesionar a dos de ellos, procediendo a la detención de tres personas y consiguiendo los agentes restablecer la seguridad en la zona.

El dispositivo se encontraba enmarcado en los servicios que habitualmente se llevan a cabo por la Guardia Civil, en prevención de la seguridad ciudadana y el tráfico minorista de drogas en zonas de ocio, y que el fin de semana del 26 y 27 de febrero se organizó en la localidad de Fraga.

Por ello, se dio inicio a la operación Auctoritas, con el fin de localizar y proceder a la detención de otras personas implicadas. Tras numerosas gestiones, el pasado día 8, 9 y 15 de marzo los agentes consiguieron identificar a cinco personas, dos varones de 22 y 19 años vecinos de Tarrega y Balaguer (Lérida) y tres mujeres de 21, 24 y 25 años vecinas de Barcelona, procediendo a su detención como supuestos autores de los delitos de atentado contra agente de la autoridad, desórdenes públicos, lesiones, daños y favorecimiento de la evasión de un detenido.

En la Operación han participado agentes de la Guardia Civil de la Compañía de Fraga, Puesto de Fraga, Equipo Territorial de Policía Judicial de la Guardia Civil de Fraga y Unidad Orgánica de Policía Judicial de la Comandancia de la Guardia Civil de Huesca. La Operación continúa abierta y no se descartan nuevas detenciones.

La Guardia Civil de Fraga instruyó diligencias que junto con los detenidos fueron puestos a disposición del Juzgado de Instrucción nº 2 de Fraga, decretando la libertad de todos ellos con medidas cautelares de personación ante la Autoridad Judicial, los días 1 y 15 de cada mes.

Print Friendly, PDF & Email