Teruel Existe denuncia «falta de voluntad» para asumir políticas valientes contra la despoblación

Tomás Guitarte, ha comenzado su intervención recordando las reclamaciones de su formación para la aplicación de medidas fijadas en el Acuerdo de investidura, firmado en enero de 2020 con el PSOE

En la sesión de control al Gobierno, celebrada este miércoles en el Congreso, el diputado de Teruel Existe, Tomás Guitarte, ha comenzado su intervención recordando las reclamaciones de su formación para la aplicación de medidas fijadas en el Acuerdo de investidura, firmado en enero de 2020 con el PSOE.

“Pactamos que se aplicarían incentivos fiscales a la reactivación económica y creación de empleo en zonas despobladas”, ha recordado Guitarte, añadiendo que meses después la ministra de Hacienda respondió con un “rotundamente sí” a la posibilidad de aplicación de ayudas de funcionamiento para empresas en las provincias de Soria, Cuenca y Teruel por su baja densidad de población. Un condicionante para la Teruel Existe en la negociación de los presupuestos de 2022, y se logró incorporando la disposición adicional 123.

Por otra parte, el diputado turolense ha apuntado que el Gobierno ha enviado el mapa de ayudas de finalidad regional para el periodo 2022-2027 a la Comisión Europea, una cuestión por la que le ha preguntado al Ejecutivo sobre si tienen establecido un calendario para la implantación de las ayudas al funcionamiento.

Ayudas al funcionamiento de empresas y más ayudas a la inversión 

Aunque la pregunta se ha registrado para la ministra de Hacienda, María Jesús Montero, ha sido la vicepresidenta tercera, Teresa Ribera, quien ha ratificado a Guitarte el compromiso con la disposición 123 que pactaron en los presupuestos, afirmando que “se despliega en tres líneas”.

Por una parte, ha detallado que van a trabajar en el contexto del diálogo social con sindicatos y empresarios para identificar las mejores vías de su aplicación. También que, en el envío a la Unión Europea del mapa de ayudas regionales complementario en relación con las tres provincias de densidad de población inferior a 12,5 habitantes por kilómetro cuadrado, “se ha propuesto un incremento de cinco puntos porcentuales en el actual mapa”, matizando que esta propuesta está pendiente de aprobación.

Y por último que, en las tres provincias pudieran darse ayudas al funcionamiento a pymes y grandes empresas, y no solo a la inversión Ribera ha concluido asegurando que la competitividad “no sólo depende del otorgamiento de ayudas”.

La carencia de respuestas claras alienta la desconfianza 

En el turno de réplica, Tomás Guitarte ha lamentado una “falta de claridad en las respuestas”, asegurando que está generando “sensación de desconfianza” en los territorios implicados. Ha señalado que, precisamente, el hecho de que conteste la vicepresidenta en lugar de la ministra de Hacienda o el ministro de Seguridad Social, “ministerios directamente competentes en esta cuestión”, parece el indicativo de que la medida “se encuentra todavía en fase propositiva, no ejecutiva”.

Se ha dirigido de nuevo a Ribera para exponer dudas acerca de “si en el mapa enviado se incluyen de manera específica estas ayudas al funcionamiento desligadas de otras ayudas a la implantación, que serían los mapas de años anteriores”.

Guitarte ha explicado en la Cámara Baja que “llevamos ya mucho tiempo detrás de estas ayudas”, incidiendo en su relevancia para el impulso de la creación de empleo, aludiendo en este sentido a un reciente informe de ESADE sobre las políticas públicas que funcionan para paliar la despoblación, “además de incrementar los salarios de los trabajadores, reduciendo la brecha urbano – rural en los salarios, que es un freno para muchas personas a la hora de ir a vivir a nuestros territorios”.

El diputado ha expuesto que, tras la crisis económica causada por la COVID-19, “se ve venir una segunda crisis con la subida continuada de precios de muchos productos y de la energía”, por lo que, si no se implantan estas ayudas, “esta doble crisis puede acabar con gran parte del tejido productivo y empresarial que tiene la España vaciada”.

Como conclusión, Guitarte ha expresado que se percibe “falta de voluntad real y decidida para asumir políticas valientes para luchar contra la despoblación”, y que tienen la impresión de que en este asunto de las ayudas al funcionamiento de empresas en zonas despobladas “están mareando la perdiz”. Por esta razón, ha exigido una voluntad firme para cumplir los compromisos adquiridos, “implantando las ayudas con carácter retroactivo a enero de 2022, antes de que sea demasiado tarde”.

Para Teruel Existe estas ayudas no son una demanda más, sino que se trata de “una cuestión de supervivencia para salvar las zonas más despobladas de la Unión Europea, en situación de extrema gravedad demográfica”. Inciden en que “Soria, con 8,5 habitantes por kilómetro cuadrado, Teruel con 9, y Cuenca con 12, “son prácticamente desiertos demográficos en el sur de Europa”, por lo que trasladan su malestar porque aún no se hayan aplicado estas ayudas “y es lamentable que tengamos que seguir exigiéndolas constantemente”.

Print Friendly, PDF & Email