La Red de Espacios Naturales Protegidos pide más financiación y un nuevo marco regulatorio

El presidente de la red Menpa, Miguel Ángel Noguero, ha recordado que la red la conforman 18 espacios naturales

Los habitantes de los territorios que cuentan con espacios naturales protegidos en Aragón han tenido voz en la Comisión de Comparecencias Ciudadanas, a través de la Red Menpa. Sus representantes han reclamado mayor financiación, mejoras en la gestión y más protagonismo de las personas que habitan en estos espacios a la hora de tomar decisiones.

El investigador científico del Instituto Pirenaico de Ecología, Daniel Gómez García, ha destacado que los espacios protegidos son los reservorios principales de la biodiversidad y cumplen una función importante en su uso público, de divulgación y pedagogía. Ha incidido en el “abandono”, por falta de dirección ejecutiva, en el que se encuentran los espacios protegidos, que están “descabezados”.

Mientras, el vocal de la Red Menpa, Modesto Pascau, ha pedido una “conservación activa” de estos territorios, en los que “hay que regular y no prohibir” y, ante todo, “justificar con informes detallados” las restricciones que se impongan.

El presidente de la Red Menpa, Miguel Ángel Noguero, ha recordado que la red la conforman 18 espacios naturales, que están en más de 80 municipios, y ha puesto de manifiesto que todos los espacios protegidos en Aragón tienen un potencial “que hay que aprovechar gracias a los fondos europeos”. Noguero ha incidido en la importancia de agilizar la gestión de los espacios naturales “para garantizar su futuro”.

Desde el PSOE, Carmen Sahún ha afirmado que los espacios naturales protegidos se consideran un motor de desarrollo sostenible y cuentan con un presupuesto global que suma “casi nueve millones de euros”. En este sentido, ha remarcado la necesidad de revisar los planes gestores para introducir elementos de desarrollo con una visión “mucho más cercana a las personas que viven allí”.

En representación del PP, el diputado José Antonio Lagüéns ha comentado que los espacios naturales protegidos “deben ser una oportunidad” en la que los habitantes “participen en su gestión”, con una dotación económica estable, “aprovechando todos los recursos disponibles” no solo del Gobierno de Aragón, sino también de los fondos europeos.

La diputada de Ciudadanos Elisa Sacacia ha coincidido con los comparecientes en que es necesario escuchar al territorio porque saben las necesidades y conocen su potencial. Ha expuesto que “no se puede dejar solos a los espacios naturales” para los que es fundamental plantear una gestión ágil y una financiación adecuada. Desde Podemos ha tomado la palabra la parlamentaria Vanesa Carbonell, que ha valorado que la figura administrativa del espacio natural “no puede suponer un freno”, y se debe encontrar “un equilibrio para que las gentes que lo habitan mantengan su forma de vida y, a la vez, el ecosistema”.

El presidente de CHA, Joaquín Palacín, ha destacado que el turismo tiene que convivir con los usos tradicionales, y ha advertido que “se está en un momento de riesgo porque muchos ven un problema en los espacios naturales protegidos” y “hay que escuchar al territorio para que los espacios naturales sean un recurso y no se consideren un problema”. Mientras, el portavoz de Vox, Santiago Morón, ha afirmado que las administraciones y el Gobierno de Aragón tienen la obligación de preservar y cuidar el patrimonio natural, y también para las personas que lo cuidan y viven de él. El problema, a su juicio, está en el marco regulatorio, que pone freno a las actividades en los espacios protegidos.

Print Friendly, PDF & Email