Más de once millones de euros en ayudas para fomentar la inserción laboral en el ámbito rural

Los programas también tienen como fin favorecer la transición hacia una economía verde y digital

La inserción laboral y la mejora de la empleabilidad, especialmente en el ámbito rural, de mujeres, jóvenes, mayores de 45 años, personas con discapacidad o desempleados de larga duración, son los objetivos principales de los tres nuevos programas del Instituto Aragonés de Empleo (Inaem), dotados con un total de 11,2 millones de euros provenientes de los fondos europeos MRR. Además, también tienen como fin favorecer la transición hacia una economía verde y digital.

Los proyectos Surge y Memta convocan ayudas para la generación de empleo a través de microempresas y trabajadores autónomos, y para el mantenimiento del empleo ya existente en este mismo tipo de empresas y en entidades de economía social, respectivamente. A ellos se suma el Programa de Apoyo a la Mujer en el Ámbito Urbano y Rural (Pamur), que permitirá mejorar la empleabilidad de más de 1.000 mujeres, priorizando las residentes en municipios de menos de 5.000 habitantes. Las tres convocatorias se encuentran ya publicadas en el Boletín Oficial de Aragón (BOA), donde se pueden encontrar todos los detalles de las subvenciones.

“Aprovechemos todos, colectivamente, esta oportunidad”, ha señalado la consejera de Economía, Marta Gastón, este lunes en la presentación de las convocatorias. Así mismo, ha animado a que “tanto los jóvenes como las mujeres, parados de larga duración, mayores de 45 años y personas con discapacidad puedan encontrar en estos proyectos posibilidades de inserción”. Estos 11,2 millones de euros “tienen por destino esa mejora de la empleabilidad y conseguir nuevas contrataciones”, ha indicado Gastón.

Apoyo a las mujeres en el ámbito rural

En cuanto a Pamur, está dotado con 2,5 millones de euros, con los que se espera atender a al menos 1.126 mujeres a través de itinerarios personalizados e individualizados con el fin de buscar su activación en el mercado laboral y mejorar su empleabilidad. De todas ellas, confían en que alrededor del 20% acaben contratadas. Las mujeres que participen en el programa han de estar desempleadas e inscritas como demandantes de empleo y han de requerir cualificación o recualificación formativa o profesional.

Tendrán prioridad aquellas que residan en municipios con menos de 5.000 habitantes, aunque las solicitudes han de hacerlas las entidades locales (municipios, suma de varios municipios, comarcas…) y tienen de tiempo hasta el 31 de marzo desde este lunes. Además, en la solicitud se ha de incluir las mujeres participantes, ya que tiene que haber mínimo 20 y máximo 100. El programa tiene una duración de doce meses, desde marzo de este año, y su contenido se basa en el desarrollo de aspectos personales, talleres de competencias verdes y digitales o técnicas de búsqueda activa de empleo, entre otras cuestiones relacionadas.

Las mujeres que participen en el programa han de estar desempleadas e inscritas como demandantes de empleo

Los programas Surge y Memta

Para favorecer la creación y el mantenimiento del empleo y dinamizar un desarrollo local sostenible, el programa Surge contempla ayudas urgentes para la generación de empleo a través de microempresas y trabajadores autónomos, mientras que el proyecto Memta ofrece subvenciones para el mantenimiento del empleo en este mismo tipo de empresas y en entidades de economía social, siempre que se trate, en ambos casos, de puestos de trabajo que contribuyan a la transición ecológica y digital de la economía.

Para la creación de nuevos puestos de trabajo, el proyecto Surge ofrece subvenciones de hasta 5.000 euros por contrato y empresa a las microempresas y autónomos, ubicados en municipios de menos de 30.000 habitantes, que contraten a personas desempleadas para desarrollar trabajos ligados a la transición ecológica o en competencias digitales. En concreto, se subvenciona la contratación –por un mínimo de seis meses y a jornada completa- de menores de 30 años, mayores de 45 años, mujeres, personas con discapacidad o desempleados de larga duración. Para ello, este programa cuenta con un presupuesto de 5,42 millones de euros hasta 2023. Podrán beneficiarse de estas ayudas contratos realizados hasta el 15 de octubre y el plazo de solicitud es 15 días a partir de la fecha de realización del contrato y el alta en la Seguridad Social.

Por su parte, el proyecto Memta –dotado con 3,32 millones de euros hasta 2023- permite ofrecer subvenciones de 2.500 euros por cada puesto de trabajo mantenido –con un máximo de 5.000 euros por empresa- a microempresas, trabajadores autónomos, cooperativas de trabajo asociado y sociedades laborales para compensar los costes salariales de los trabajadores de los centros de trabajo ubicados en municipios de menos de 5.000 habitantes.

Todo ello, a cambio de que las entidades beneficiarias lleven a cabo en un plazo de seis meses una iniciativa que contribuya a la transición de su actividad productiva hacia una economía más verde o digital. En este caso, las ayudas pueden solicitarse hasta 16 de mayo.

Cabe destacar que, el orden de concesión de las ayudas de los tres programas se rige por orden de llegada de las solicitudes. Estas nuevas convocatorias corresponden a tres de los ocho nuevos programas innovadores que está poniendo en marcha el Inaem, financiados con 33,8 millones de euros de fondos europeos Next Generation, en concreto, del Mecanismo de Recuperación y Resiliencia (MRR). Entre estos ocho programas se incluyen proyectos de inserción dirigidos a colectivos especialmente vulnerables, como las mujeres, los jóvenes o las personas con discapacidad, así como acciones para abordar el reto demográfico y la transformación hacia una economía verde y digital.

Print Friendly, PDF & Email