Industria abre la posibilidad de aprobar la instalación de más de una fábrica de baterías en España

La convocatoria del Perte del automóvil eléctrico se dará a conocer “en fechas breves”

Hay esperanza. Aragón guarda todavía la posibilidad de llegar a albergar una fábrica de baterías para vehículos. Las últimas informaciones hacen indicar que la ciudad valenciana de Sagunto terminaría llevándose el gato al agua, pero la DGA sigue teniendo opciones. Y es que el secretario general de Industria del Gobierno español, Raúl Blanco, ha asegurado este miércoles en su visita a la Comunidad que una vez abierta la convocatoria del Perte del automóvil eléctrico (que se dará a conocer “en fechas breves”) se podrá acceder a los proyectos presentados y con la dotación presupuestaria de la que se dispone, de 2.975 millones de euros, habría “capacidad para aprobar más de uno”.

“Es concurrencia competitiva, está publicado en el Boletín Oficial del Estado, con lo cual van a concurrir y competir diversos proyectos y puede haber mas de uno que presente estas opciones”, ha valorado Blanco. En este sentido, el secretario general de Industria ha expresado que se debe ser “riguroso” con la normativa de este plan especial “para que después todo funcione bien”, lo que implica un “diálogo constante con las instituciones europeas, el entorno económico y el sector de la automoción”.

Blanco también se ha referido a la crisis de semiconductores que azota al sector automovilístico, en especial al aragonés. Más allá de que la pandemia no ha parado de poner trabas en el camino, el problema nace de una política europea de relocalización en el ámbito de semiconductores de los años 90, que dirigió la producción hacia Asia, “eso hace que sea casi 100% dependiente del exterior en este ámbito”. “La nueva ley europea de microchips promueve actuaciones que pretenden llegar al 20% de producción de microchips europea. Hay diversas oportunidades, de lo que es una fundición de semiconductores hay muy pocas en el mundo por lo que se aspira a que haya alguna en la Unión Europea y eso son inversiones millonarias”, ha confiado Blanco.

No obstante, ha asegurado que España estará “atenta a todo lo que suceda”, reconociendo que “hay más facilidades en el ámbito más cercano a la industria, que son los semiconductores que pueden necesitar empresas como Stellantis en Aragón”. En esa producción más cercana a la industria en España -ha apuntado- “deberíamos tener oportunidades al respecto porque demanda va a haber”, y por ello ha considerado fundamental en las tareas del país “estar en el diseño, en el I+D de futuras generaciones de semiconductores, y después analizar las posibilidades de inversión”.

“Se está trabajando, está dentro del Mecanismo de Recuperación y Resiliencia (MRR) la línea de microelectrónica, se han presentado 21 proyectos de 21 empresas y centros tecnológicos a la Comisión Europea, con un volumen de inversión en torno a 400 millones de euros”, ha avanzado Blanco, apostillando que el Gobierno recibirá respuesta en “próximos meses”, y aquellos proyectos seleccionados recibirán apoyo para su puesta en marcha en los próximos años.

Por su parte, la consejera de Economía de la DGA, Marta Gastón, ha destacado que Aragón, con todo el “bagaje aprendido, lo que conoce y las empresas”, forma una Comunidad Autónoma que va a tratar “proactivamente de optimizar y utilizar nuestra experiencia tanto para captar inversiones como estimularlas, las dos opciones que ofrecen los semiconductores”.

Print Friendly, PDF & Email