El PAR solicita en el Senado la limpieza de las riberas del Ebro

El senador del PAR, Clemente Sánchez-Guernica, estuvo acompañado por diferentes alcaldes de municipios afectados

El senador del PAR, Clemente Sánchez-Guernica, reclamó este martes en el Senado que el Gobierno central tiene que acometer los planes de limpieza del cauce del río para evitar las inundaciones que cada año devastan cultivos y ponen en riesgo vidas y hogares. “De no hacerlo, la única alternativa será la emigración y el abandono”, remarcó.

A la pregunta formulada por Sánchez-Guernica, la ministra de Transición Ecológica, Teresa Ribera, respondió que “se va a abrir una convocatoria de 75 millones de euros para incorporar estrategias de prevención y más de 100 millones serán destinados a las comunidades para que ejecuten un plan para pequeños municipios que carecen de la capacidad”.

El secretario general del PAR, Alberto Izquierdo, acompañó al senador a la reunión de alcaldes y al pleno del Senado. “Los alcaldes están hartos de que la situación se no resuelva y de que se presenten alternativas cuando lo que necesitamos es que se limpie el río. No se puede vivir en la incertidumbre y se hace caso omiso a los ediles, motivo por el que exigimos que Moncloa escuche y atienda las necesidades del territorio”, manifestó.

Sánchez-Guernica, junto a los senadores de Unión del Pueblo Navarro (UPN), Alberto Catalán, y del Partido Regionalista de Cantabria (PRC), José Miguel Fernández, mantuvieron una reunión con varios alcaldes de algunas de las localidades más afectadas por las riadas, tales como Reinosa (en la región cántabra) y Pastriz, Osera de Ebro, Villafranca de Ebro y Velilla de Ebro (todas ellas en Aragón).

“Como representantes del territorio, denunciamos que se reproduce un problema, avenida tras avenida, con efectos devastadores”, expuso Sánchez-Guernica, al tiempo que solicitó al Gobierno de España que debe atender a los alcaldes de las riberas aragonesa, cántabra y navarra porque “ellos son los que saben cómo cuidar el río”.

“Hace 40 años el río se limpiaba, pero hoy en día, con menos agua, los efectos son peores”, añadió, antes de requerir al Ejecutivo de Pedro Sánchez que escuche a los diferentes portavoces de los pueblos ribereños, “esos que no quieren verse obligados a huir de su tierra”.

Print Friendly, PDF & Email