Los empresarios de la provincia de Zaragoza confían en la marcha de la economía

El ICE se sitúa en 8,1 en el último trimestre de 2021

El crecimiento económico experimentado por las economías española y aragonesa en 2021 motiva que los empresarios puedan juzgar de forma más positiva la situación económica de lo que pudieron hacerlo a comienzos del año pasado. En este sentido, a pesar de que el ritmo de la recuperación ha sido menor del esperado, los empresarios aragoneses muestran confianza en la mejora de la situación económica y valoran incluso de forma más positiva el desempeño de sus empresas en el cuarto trimestre de lo que lo hicieron respecto del tercero.

El Indicador de Confianza Empresarial (ICE) elaborado por la Fundación Basilio Paraíso de la Cámara de Comercio de Zaragoza e Ibercaja se sitúa en 8,1 en el último trimestre de 2021, muy ligeramente por debajo del registro del anterior trimestre, que fue 8,5. Retroceso que no ha impactado severamente en la confianza del tejido empresarial aragonés. Este nuevo ICE analiza los datos correspondientes al cuarto trimestre de 2021 y emite previsiones para el primer trimestre del año a través del análisis de los datos obtenidos de encuestas entre el sector empresarial de la provincia de Zaragoza.

El optimismo es mayor entre los empresarios del comercio y de los servicios que en los de la industria y la construcción, que se están viendo afectados por el impacto en sus resultados de la menor actividad de la construcción y los problemas de suministros y de costes. Si se desagrega el Índice de Confianza Empresarial en los dos subindicadores que lo conforman –el de situación y el de expectativas– vemos que mientras el indicador de situación alcanza un valor significativamente superior al cosechado en la oleada anterior –incluso teniendo en cuenta el impacto de la sexta ola–, el índice de expectativas sí retrocede de forma más acusada.

Tal y como viene siendo manifestado de manera recurrente por los empresarios aragoneses, casi la mitad (49,1%) identifican la insuficiencia de demanda como la causa principal que impacta negativamente en el crecimiento de su actividad, seguido de otras causas como los trámites administrativos o la escasez de mano de obra cualificada.

Print Friendly, PDF & Email