Los vecinos de La Almozara conocen cómo serán sus futuras piscinas

Recreación de la piscina interior

Las piscinas de La Almozara y la ampliación del centro cívico del barrio son proyectos pensados para adaptarse a los usos y mejorar la calidad de vida de los ciudadanos. Este ha sido el mensaje principal que ha transmitido esta tarde el consejero de Urbanismo y Equipamientos, Víctor Serrano, durante la celebración de una jornada informativa y participativa para los vecinos del barrio de La Almozara, en la que ha participado también la presidenta del distrito, María Ángeles Ortiz, y el jefe de la oficina de Arquitectura de Urbanismo, José Javier Gallardo.

En la reunión, con una treintena de ciudadanos y representantes vecinales, se han explicado dos de los grandes proyectos que el Ayuntamiento de Zaragoza ejecutará durante este mandato: el Centro Deportivo La Almozara y la ampliación del actual Centro Cívico del barrio aprovechando el edificio del antiguo centro de salud que está en uno de sus lados. El encuentro, en el que los vecinos han podido exponer sus preguntas o planteamientos al respecto de ambos proyectos, se ha podido ver también imágenes de la recreación de las piscinas interiores que tendrá el futuro centro deportivo.

Víctor Serrano ha recordado, sobre la ampliación del centro cívico para la ampliación del antiguo centro de salud, que el proyecto también supone “recuperar edificios para la ciudad, para el barrio”, por lo que se ensamblará el antiguo inmueble sanitario con el actual centro municipal, sumando oportunidades y añadiendo servicios”. La intención, según los técnicos municipales, es que haya “un gran espacio polivalente para uso en función de las necesidades del barrio y que, al realizarse por fases, será moldeable en función de las demandas ciudadanas”.

Del mismo modo, sobre el Centro Deportivo de La Almozara, el consejero Serrano ha destacado que será “un equipamiento que estará disponible 365 días al año para todos los públicos” y que se concibe como “un lugar de encuentro, de uso y disfrute”. Asimismo, el responsable de Urbanismo ha detallado que “la colaboración público-privada garantiza que la implicación es mayor y el resultado es mejor”.

En cuanto al futuro complejo deportivo, se ha podido explicar a los vecinos que el edificio está pesando en un concepto de ahorro pasivo de energía, algo que también se conseguirá en el uso de los materiales, edificando de una forma eficaz. Asimismo, se ha pensado en un edificio que sirva de tránsito para el barrio haciéndolo abierto en sus usos al barrio, por lo que, además de contar con áreas deportivas, habrá una ludoteca infantil o una cafetería que darán servicio tanto a los usuarios de las instalaciones como al resto de ciudadanos.

Asimismo, los representantes municipales han detallado algunas de las zonas “más interesantes” en las que estará dividido el complejo, como una zona deportiva con bosquete natural, tres piscinas, balneario, saunas, zona de entrenamiento deportivo, aulas deportivas, actividades dirigidas, sala para un gran gimnasio, graderío para público, pistas de paddle cubiertas… Y todo ello con “un acceso como a cualquier equipamiento municipal, con abonos y mismos precios que cualquier otro”, han reseñado.

Además, durante la presentación, los vecinos han tenido la oportunidad de ver algunos planos del proyecto o recreaciones de como se plantea, por ejemplo, que sea la piscina interior; se ha hablado de que las dimensiones del parking serán debatidas en un proceso participativo y que se trabajará a futuro; o que se espera poder ver las primeras máquinas trabajando en la zona a partir del verano.

Print Friendly, PDF & Email