“¡Directiva dimisión!” y “¡Zaragoza merece más!”: el zaragocismo clama contra los gestores del club

Miles de seguidores blanquillos se han concentrado este sábado a las puertas de La Romareda 45 minutos antes de que su equipo se midiera al Real Valladolid

Hastío, cansancio, hartazgo, desesperación, disgusto, agotamiento. Así se siente la afición del Real Zaragoza después de vivir un año más el infierno que supone deambular por la categoría de plata del fútbol español. Y ya es el noveno consecutivo. El zaragocismo, con un espíritu más propio de Primera que de Segunda, ha dicho “basta” contra la directiva y la situación financiera que viene arrastrando la entidad desde hace una década. Ante este panorama, miles de seguidores blanquillos se han concentrado este sábado a las puertas de La Romareda 45 minutos antes de que su equipo se midiera al Real Valladolid.

A las 15.15 horas se ha iniciado la movilización en la explanada ubicada frente a la puerta 0, lugar por donde se accede al palco presidencial. A los gritos de “¡Directiva dimisión!” y “¡Zaragoza merece más!”, los aficionados han cargado contra los gestores del club en clara alusión al sinfín de despropósitos y de engaños que viene mostrando el actual equipo directivo.

“Es un acto muy necesario para la situación crítica que vive el Real Zaragoza”. Así han valorado muchos seguidores la protesta vespertina de este sábado. “Al menos para intentar presionar de alguna manera a la directiva porque no van a dimitir”, añadían. “Me parece una perfecta respuesta por parte de la gente para que se nos oiga y los de arriba sepan de una vez que nadie estamos a gusto con la realidad”, remarcaba uno de los aficionados. “Estamos cansados de arrastrarnos por Segunda División”, aseveraba otro, considerando que un club como el maño se merece gozar de una posición mejor.

De todos modos, algunos creen que la manifestación ha sido poco secundada, puesto que la mayor parte de la gente ha entrado antes del inicio del encuentro, y no a las 16.10 horas como estaba planificado. “El campo debería estar ahora vacío. Los 25.000 abonados tendrían que estar fuera y entrar cuando hayan pasado 20 minutos o media hora”, expresaba. “Creo que somos una afición bastante anestesiada. Tendríamos que hacer mucho más ruido”, continuaba.

La posible llegada de un nuevo propietario 

En lo referente a la posible llegada de un nuevo propietario, algunos confían en que sea la llave para solucionar la crisis económica por la que atraviesa la entidad. Otros tildan de “mentira” los comunicados que lanza la actual propiedad acerca del arribo de un comprador. Además, en este sentido prefieren que, de materializarse la venta, el nuevo dueño, empresa o grupo inversor pertenezca a Aragón. “¿De verdad alguien extranjero va a querer comprar un equipo que se encuentra en la ruina?”, se preguntaba un hincha.

“El Real Zaragoza está en un momento crítico. Es necesario mover ficha ya. El club debe ir hacia algún lado, ya sea un fondo de inversión o una ampliación de capital. Hay que tomar un rumbo urgentemente”, imploraba un joven aficionado. Mientras, recordando la deuda actual de un Real Zaragoza que apenas genera ingresos, otro seguidor apuntaba como “única forma de refinanciar el club” el ascenso a Primera. “Y eso pinta muy mal”, matizaba. Asimismo, reconocía que no termina de fiarse del capital extranjero pues, tal y como sucedió con equipos como Racing de Santander o Málaga, “podría suponer la salvación o cavar nuestra propia tumba”.

A nivel deportivo, la afición coincide en la imperiosa necesidad de salvar la categoría un año más. A pesar de que una pequeña parte se atreve a soñar con los puestos de playoff teniendo en cuenta que “en Segunda un día estás al borde del abismo y dos jornadas después casi rozas la parte alta de la tabla”, la gran mayoría se conforma con la salvación: “Con el panorama de hoy en día, aunque nos pese, resulta muy difícil poder pensar en algo que no sea quedarnos en Segunda una temporada más”.

Print Friendly, PDF & Email