La sanidad española realizó el año pasado 4.781 trasplantes, un 8% más que en 2020

La sanidad española realizó el año pasado 4.781 trasplantes, un 8% más que en 2020

La sanidad española realizó el pasado año un total de 4.781 trasplantes, un 8% más que en 2020, según los datos que ha expuesto este viernes la ministra de Sanidad, Carolina Darias, durante balance de actividad de donación y trasplantes de 2021.

Darias ha explicado que 2021 fue el año de la recuperación “en materia de donación y trasplante”, después de que la Covid-19 frenara “el continuo ascenso que venía produciéndose año a año”. Por ello, ha querido destacar el gran trabajo realizado tanto por la Organización Nacional de Trasplantes (ONT) como por los sanitarios y ha expresado su admiración por las personas que los han hecho posible, “dando vida incluso después de la vida”.

La ministra ha reivindicado “el liderazgo mundial” de España en materia de trasplantes, lo que garantiza que los pacientes españoles que necesitan un trasplante “estén entre los ciudadanos del mundo que tiene más posibilidades de conseguirlo”.

Respecto a las cifras globales, ha comentado que 4.457 de los trasplantes realizados el año pasado se hicieron gracias a la donación de personas fallecidas, cifra que se situó en 1.905 donantes de este tipo. Estos datos arrojan una tasa de 40,2 donantes por cada millón de habitantes. “España mantiene unos índices de donación muy superiores al resto de los países de nuestro entorno. Por ejemplo, duplica la tasa de la Unión Europea, que se situó en 18,4 en el año 2020”, aseveró.

Además, Darias ha querido poner en valor los 159 trasplantes infantiles que se realizaron, que permitirán a esos niños “seguir creciendo, seguir viviendo y hacerlo además con calidad” y ha destacado el altruismo de los padres, que “en medio del dolor indescriptible que supone la pérdida de un hijo o una hija, quisieron evitar que otras familias pasasen por esa misma situación”.

Asimismo, el año pasado continuó expandiéndose el programa de donación cardíaca en asistolia, que permite el trasplante de corazón procedente de personas que fallecen tras una parada cardiorrespiratoria, algo inaudito en nuestro país hasta el año 2020. En el año 2021 se realizaron once intervenciones de este tipo y son varios los hospitales españoles que se han incorporado a esta práctica. “Lo que hace algunos años parecía casi imposible, que un corazón que había dejado de latir en el mismo instante después pudiera regalar una nueva vida, se ha convertido en realidad”, ha sentenciado.

Respecto al perfil de los donantes, la directora general de la ONT, Beatriz Domínguez-Gil, ha explicado que las personas que donan sus órganos en España habitualmente fallecen por causas naturales. “Sobre todo, destaca el fallecimiento por enfermedad cerebrovascular. Pero el dato muy destacable es que son muy poquitos los donantes que fallezcan por un accidente de tráfico”, ha expuesto.

Asimismo, ha indicado que más del 50% de los donantes tienen 60 años o más, aproximadamente el 30% tienen 70 años o más y un 4% son octogenarios. “Este año la máxima edad de un donante fue de 91 años y permitió la realización de un trasplante hepático. Es decir, la edad cronológica es en sí misma no es un límite para la donación”, ha observado.

Respecto a las cifras totales, Domínguez-Gil ha informado que se realizaron 2.950 trasplantes renales, 362 pulmonares, 302 cardiacos, 82 de páncreas y 7 intestinales. Asimismo, la lista de espera a 31 de diciembre se situó en 4.762 personas que esperan un órgano, de las que 66 son niños. “La lista de espera nunca va a disminuir, ni muchísimo menos va a desaparecer, porque cuando aumenta la actividad de trasplante se flexibilizan los criterios de inclusión en lista de espera y nos aumenta el número de personas”, ha concluido.

“Cuando alguien ha pasado la covid-19, pero persiste con una PCR positiva, de acuerdo a los protocolos que hemos puesto en marcha, se hace una valoración riesgo beneficio individualizada para que se queden con un dato”, ha explicado Domínguez-Gil, sobre sobre la manera de proceder si los donantes tuvieron la infección.

“Han sido 143 los trasplantes realizados hasta el momento de personas que, falleciendo por otro motivo, habían pasado la covid-19 y son 14 los receptores de donantes que persistían con una PCR positiva”, ha sentenciado.

Print Friendly, PDF & Email