Absuelven a un acusado de violar a una menor en el Pilar 2019 por falta de pruebas

La menor, entonces de 16 años, acusó sin duda alguna de que el acusado la tiró al suelo, la manoseó y le introdujo los dedos por fuera del pantalón leggin tras un intercambio de insultos a las puertas del Espacio Zity de Zaragoza.

El acusado de agredir sexualmente a una menor en las Fiestas del Pilar de 2019 ha quedado absuelto de todos los cargos al considerar el tribunal que la prueba está incompleta y que hay grandes vacíos que motiven sentenciar a doce años de prisión al acusado, tal y como solicitaba la Fiscalía.

La menor, entonces de 16 años, acusó sin duda alguna de que el acusado la tiró al suelo, la manoseó y le introdujo los dedos por fuera del pantalón leggin tras un intercambio de insultos a las puertas del Espacio Zity de Zaragoza. Sin embargo, el tribunal se pregunta por qué no se tomaron muestras de ADN del leggin o por qué no se llamó a declarar a un amigo que todos los testigos afirmaban que acompañaba a la menor.

La sección seis de la Audiencia Provincial de Zaragoza no ve suficiente el testimonio de la víctima, y única prueba, para considerar que el acusado la agredió sexualmente. Los magistrados consideran que el testimonio de la víctima no cumplió varios requisitos legales que podrían admitir la declaración como prueba suficiente.

Por ejemplo, el de la persistencia en la incriminación, ya que, cuando fue atendida en Urgencias de Maternidad del hospital Miguel Servet dijo que “fueron dos sujetos y no uno los que le introdujeron los dedos en la vagina…”, tal y como afirmó en el juicio.

La defensa del acusado, ejercida por Javier Alcober, se ha mostrado conforme ante la sentencia ya que ha puesto en evidencia, tal y como defendió en el juicio, la falta de pruebas con las que se acusó al joven. La sentencia se pregunta por qué no se trajo como testigo al joven que acompañaba a la menor ni que tampoco se tomaran muestras biológicas del pantalón leggin de chica que pudieran determinar que fue el acusado quien la agredió. La Fiscalía, que pedía doce años de prisión, podrá ahora recurrir la sentencia ante el Tribunal Superior de Justicia de Aragón.

Print Friendly, PDF & Email