Los memorialistas exigen reparar el monumento de las 13 Rosas, y el Ayuntamiento ya estudia cómo

El Ayuntamiento de Zaragoza ya trabaja en la restauración del espacio

Martina, Julia, Virtudes, Dionisia, Carmen, Ana, Blanca, Adelina, Victoria, Elena, Joaquina, Pilar y Luisa. Pueden parecer sustantivos de una amplia lista de nombres femeninos, pero todas ellas llevan el apelativo de 13 Rosas. Sí, no son mujeres cualesquiera, sino símbolo de lo que supuso el franquismo. Zaragoza les rindió homenaje en 2016 colocando un espacio de homenaje en el Parque Grande José Antonio Labordeta, que esta semana ha aparecido vandalizado, con varias de las placas que conforman el recuerdo a estas mujeres arrancadas. Así lo ha denunciado la Plataforma de Asociaciones Memorialistas de Aragón (PAMA), que exige al Ayuntamiento de Zaragoza que repare el monumento.

“Estamos reivindicando que se respete la memoria de las víctimas del franquismo. Queremos que el ayuntamiento se tome en serio de una vez que hay monumentos, que probablemente por la ideología de los que regentan el ayuntamiento no les parecen respetables, y conozcan el espíritu de por qué se hizo”, ha señalado el presidente de la Asociación por la Recuperación de la Memoria Histórica de Aragón y secretario de PAMA, Enrique Gómez.

La plataforma ha registrado una denuncia en el consistorio zaragozano en la que instan a reponer y proteger el monumento, “porque no solo se ha destruido un monumento municipal, sino que es un auténtico delito de odio a las víctimas del franquismo que vuelven a ser fusiladas por personas que no son capaces de comprender lo que ocurrió en nuestro país”, ha denunciado Gómez. Los destrozos fueron encontrados a comienzos de esta semana.

Por otro lado, Enrique Gómez también ha criticado que, en muchas de estas ocasiones, cuando ciertos monumentos se ven vandalizados (como el de los Deportados de Zaragoza), “lo niegan desde el Ayuntamiento”. “Hay una cuestión ideológica detrás de estas cuestiones que trasciende la labor de los vándalos que están haciendo estas acciones. No se han hecho verdaderas políticas memorialistas en nuestro país”, ha lamentado el secretario de PAMA.

El Ayuntamiento de Zaragoza ya estudia fórmulas de sujeción de las placas

El Ayuntamiento de Zaragoza ya trabaja en la restauración del espacio dedicado a estas mujeres en el Parque Grande José Antonio Labordeta. Fuentes municipales aseguran que que «va a repararse como se ha hecho en otras ocasiones», detallando además que «desgraciadamente no es la primera vez que este monumento es vandalizado».

Por ello, y para que los daños a la estructura no se vuelvan a repetir, «se está analizando qué otras formas de sujeción se pueden incorporar para tratar de evitar que sean arrancadas y plantear una consolidación conjunta para todas las piezas que forman el memorial», apuntan desde el consistorio zaragozano. Y de esos trabajos se encargarán las Brigadas Municipales. «Es un problema de incivismo. En 2020 ya se vandalizaron varios elementos y se repararon», apostillan.

Print Friendly, PDF & Email