Zaragoza pone alerta a todos sus equipos municipales ante la inminente crecida del Ebro

En la reunión han participado responsables de los servicios municipales de Bomberos y Protección Civil, Policía Local, Infraestructuras, Parques y Jardines, Acción Social, Barrios Rurales, Unidad Verde y Prevención | Foto: Javier Belver

El Ayuntamiento de Zaragoza ha activado este viernes el Plan Municipal de Protección Civil en su primera fase (alerta) por la avenida extraordinaria del Ebro prevista para los próximos días. Aunque todavía se está evaluando por parte de la Confederación Hidrográfica del Ebro unos datos más concretos de lo que sucederá, sí se prevé que sea mayor que la que ya se produjo la semana pasada.

«Las continuas lluvias y la nieve están alimentando los ríos del inicio de la cuenca y la previsión es que venga una venida extraordinaria. Todos los servicios municipales implicados en la cuestión del río están ya activos», ha explicado el concejal delegado de Bomberos, Alfonso Mendoza.

Este viernes ha tenido lugar una reunión de coordinación en la que han participado responsables de los servicios municipales de Bomberos y Protección Civil, Policía Local, Infraestructuras, Parques y Jardines, Acción Social, Barrios Rurales, Unidad Verde y Prevención. En los días venideros, también se volverán a reunir en vista a ir modulando el plan activando en función de cómo se comporte el río.

De igual forma, desde el Ayuntamiento también se han puesto ya en contacto con los alcaldes de los barrios rurales que podrían verse afectados por esta inundación como Alfocea o Movera, así como con los alcaldes de otros municipios como Utebo o Pastriz «para que la coordinación y la previsión nos de la solución a esta cuestión».

Apelación a la responsabilidad ciudadana

Por otro lado, Mendoza también ha insistido en que es necesario «mantener el sentido común». Por ello, ha querido recordar que «pese a que el río es muy bonito cuando lleva tanta agua, también supone un peligro».

En este sentido, también se va a mantener el cierre de una zona del Parque del Agua y el Galacho de Juslibol. Ambas zonas se cerraron con la llegada de la venida ordinaria y, ahora, se irán sumando además todas aquellas zonas que en otras ocasiones ya han mostrado que son inundables.

Print Friendly, PDF & Email