Utrillas se despide de la Copa ante el Valencia con la cabeza alta y mucho “orgullo minero” (0-3)

Los goles del Valencia no empañaron la noche copera en Utrillas. Foto: V.C.F.

Como era de esperar, el pueblo de Utrillas se despidió de la Copa del Rey ante el Valencia. Lo hicieron, eso sí, peleando, luchando hasta el final y tirando de «orgullo minero», como les gusta decir a los lugareños. Tres goles del Valencia no empañaron una jornada de fiesta por todo lo alto en el pequeño pueblo turolense.

Noche histórica para una afición que llevaba toda la semana enloquecida. Y qué decir del mismo día del partido. Los cánticos y las bengalas se sucedían desde primera hora de la tarde para recibir a sus jugadores, que llegaron andando a La Vega. Por parte de los valencianistas, jugadores como Marcos André, Maxi Gómez o Racic pisaban La Vega para ilusión de los locales.

Apenas había transcurrido un minuto cuando Paki probaba de lejos, y aunque el Valencia llegaba más, no lo hacía con peligro real. Ni siquiera Maxi Gómez en una peligrosa falta desde la frontal. El Valencia debía tener cuidado con los locales, porque a pesar de dominarles, no se hacía con el ritmo del partido y se llegaba al minuto 25 con el Utrillas resistiendo de forma heroica.

Y ese público para el que el resultado era un mero número estaba feliz. Cómo disfrutaban de ver a los campeones de Europa en el campo de La Vega y cómo vibraban cuando Paki, Ndiaye o Ángel parecía que alcanzaban algún balón largo. Eso sí, el 0-1 de Marcos André fue doloroso porque vino precedido del primer centro peligroso de los de Pitu Lerga en la fría noche del 2 de diciembre. Se rondaba entonces el minuto 30.

Ojo porque en el 32, Jaume no acertaba atajar un centro perfecto de Paki y casi termina encontrando rematador en el área pequeña. Los locales demostraban que se habían colado en la Copa por algo. A través de varios centros al área, el Utrillas apretaba con gusto a los valencianos, que de no ser porque se había asegurado el gol, sufriría de lo lindo. Así se llegaba al descanso, con un guerrero equipo turolense que sabía plantar cara.

Segunda mitad

Corría el minuto 5 cuando el colegiado decretaba un penalti que Cheryshev asumía con la idea de transformar. Sin embargo, Láinez brillaba para detenerle la pena máxima al ex del Real Madrid con una parada digna de un portero de la máxima categoría. La pena es que Musah recogía el rebote y marcaba a placer. Con el 0-2, el partido se encarriló para los visitantes, y en el 69, los de Bordalás lograban el 0-3 con un golazo de falta de Kobe.

El Utrillas plantó cara en todo momento al Valencia, e incluso le puso en algún aprieto cuando el partido no se había resuelto. Eso sí, aunque cayeron en el duelo, fueron los ganadores de este encuentro. Primero los jugadores, todos los que participaron y los que no pudieron hacerlo. También Pitu Lerga y el resto de su gente, así como la directiva del humilde equipo. Y por último, venció una afición entregada en La Vega que guardará siempre en la retina el partido más importante de todos los vividos en el pueblo minero.

Print Friendly, PDF & Email