La DGA recalificará 175 hectáreas en el PTR para atraer empresas de cualquier sector

El PTR se desarrolló en 2002 y habilitó la transformación de 900 hectáreas para actividades productivas relacionadas con el reciclaje, pero, 20 años después, no supera el 20% de la superficie ocupada

El Gobierno de Aragón procederá en los próximos meses a la recalificación de 175 hectáreas de suelo del Parque Tecnológico del Reciclado (PTR) con el objetivo de atraer inversiones de empresas de cualquier sector y solucionar los problemas de falta de suelo. De esta forma, se eliminará la restricción de que este espacio solo puede ser utilizado para actividades dedicadas al reciclaje, abriendo la puerta a que otros proyectos, principalmente logísticos, se instalen en el entorno de la capital aragonesa.

Así lo contempla el protocolo firmado este miércoles entre el Ejecutivo autonómico y la Sareb, que cuenta con 125 hectáreas de terreno en el PTR, que, sin esta recalificación, tendría un “valor residual”. Este acuerdo, previo a un convenio de actuaciones entre ambas entidades, contempla limitaciones en la venta de suelo con el objetivo de que estos se destinen a proyectos de inversión que el Gobierno califique de interés autonómico o general. En ese sentido, ambos se coordinarán en la búsqueda de suelos aptos para las actividades que puedan desarrollarse y que dispongan de las superficies demandadas, esperando que la recalificación sea una realidad antes de verano de 2022.

Para el presidente de Aragón, Javier Lambán, este acuerdo va “más allá” de “una simple recalificación”, descartando que se trate de un asunto “especulativo”. “Pretendemos que la gestión y promoción de suelos se realice de manera conjunta. Esta recalificación podría albergar cualquier actividad, aunque fundamentalmente va destinado a logística”, ha expuesto, tendiendo la mano a que los propietarios de otros terrenos en la zona puedan adherirse a este plan, pero siempre con los condicionantes de la Sareb y del Gobierno autonómico.

El Parque Tecnológico del Reciclado, ubicado en Zaragoza, se desarrolló merced a un proyecto supramunicipal en 2002, que habilitó la transformación urbanística de 900 hectáreas para actividades productivas relacionadas con el reciclaje. Sin embargo, 20 años después de aquel acuerdo, el PTR no supera el 20% de la superficie neta ocupada. Esta realidad contrasta con la alta demanda de suelos para la implantación de usos productivos convencionales en nuestra comunidad, que persiguen con carácter inmediato grandes parcelas, con superficies superiores a 150.000 metros cuadrados.

Paralelamente, desde el Ejecutivo se trabaja en una nueva ampliación de Plaza, que permita disponer de parcelas de gran tamaño, aunque esta conllevará una tramitación más lenta al tratarse de terrenos rústicos y privados. “Estamos trabajando en todos los puntos de la Comunidad, en muchas áreas y municipios para habilitar suelo, pero es obvio que la ciudad suscita mucho interés y el Gobierno también tiene que dar respuesta”, ha añadido Lambán.

El presidente de Sareb, Javier García del Río, ha asegurado que, con este tipo de iniciativas, la compañía “pretende ayudar a la reactivación de la actividad en diferentes localidades”, al tiempo que persigue “seguir generando valor en sus inmuebles para acelerar sus ventas, incrementar sus ingresos y cancelar el mayor volumen posible de la deuda avalada por el Estado”.

Print Friendly, PDF & Email