Los portavoces de Zaragoza piden la dimisión de Magaña aunque sin declaración institucional

La Junta de Portavoces Extraordinaria convocada este lunes en el Ayuntamiento de Zaragoza no ha llegado finalmente a un consenso para sacar adelante una declaración institucional con la que se pretendía, según han apuntado los partidos en el Gobierno, pedir la dimisión del concejal socialista Ignacio Magaña como presunto autor de un delito de violencia de género. La decisión habría llegado desde los grupos de la izquierda ya que, pese a que sí han compartido la condena de estos actos, consideran que desde el equipo de gobierno «se está aprovechado esta situación para politizarla».

«No es una situación defendible. Un concejal acusado de violencia de género con su pareja tiene que dimitir inmediatamente del Ayuntamiento de Zaragoza. No tiene sitio dentro de esta corporación y esto lo que me hubiera que se hubiera aprobado unánimemente por la Junta de Portavoces», ha declarado el alcalde de Zaragoza, Jorge Azcón, a su salida del encuentro.

Con esta misma idea se ha pronunciado la vicealcaldesa, Sara Fernández, quien no ha entendido que «durante la Semana Cultural del Pilar se paralizaran los actos como condena a la violencia de género y esta vez no haya habido consenso». Por eso, insistía, «no entiendo que nos neguemos a evidenciar esa unanimidad y me siento muy triste». Una opinión que también ha sido compartida por el grupo municipal de Vox, a través de su portavoz, Julio Calvo, «Magaña debería dimitir y puesto que el Partido Socialista ya ha hecho pública su petición de dimisión, nosotros la apoyamos».

Por su parte, el grupo municipal socialista ha aclarado que desde el partido ya han hecho todo lo que estaba en sus manos y lo han apartado como militante. Eso sí, la portavoz del grupo, Lola Ranera, no ha entendido la intención de la Junta de Portavoces «por querer politizar esta situación. «Creo que hoy no se debía alcanzar un acuerdo institucional porque era politizar esta situación. Yo creo que hemos hecho absolutamente todo para trasladar y lanzar ese mensaje a la sociedad de no a la violencia de género», ha insistido Ranera.

Mismo pensamiento ha mostrado también la portavoz de Podemos Zaragoza, Amparo Bella, quien ha concretado que «no consideramos que sea un procedimiento adecuado el reunirnos en junta de portavoces para llegar a un acuerdo que debería ser el 25 de noviembre».

Magaña ya ha presentado su dimisión del partido, pero no de concejal

Por ahora, el PSOE ya había solicitado la expulsión tanto fuera del grupo municipal socialista en el Ayuntamiento de Zaragoza, así como militante en las filas del propio partido. Sin embargo, su acta de concejal en el propio consistorio zaragozano, al ser personal, deberá ser él mismo quien renuncie a ella.

Sin embargo, según un comunicado emitido este mediodía por su abogado, Carlos Fuertes, el concejal acusado habría presentado su baja voluntaria como militante del Partido Socialista Obrero Español de Aragón, así como ha cesado sus cargos orgánicos del Partido que hasta el momento he ostentado, como miembro de la Ejecutiva Provincial de Zaragoza, del Comité Regional y como Secretario General de la Agrupación Torrero-Este de Zaragoza.

Vea aquí la carta completa de la dimisión del concejal Ignacio Magaña

Print Friendly, PDF & Email