La ministra Ribera sigue sin poner fecha a la firma del convenio de transición justa de Andorra

Ribera asegura que "será un inmenso placer poder firmar ese convenio". Foto: DGA

La ministra para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico, Teresa Ribera, continúa sin fijar una fecha concreta para la firma del convenio de transición justa de Andorra tras el cierre de la central térmica del municipio, principal eje económico de la comarca Andorra-Sierra de Arcos. Ribera ha señalado que «la capacidad de financiar ese tipo de actividades y ensayar esas alternativas» a la problemática de la zona «ya se ha activado», pero «queda trabajo por hacer, y en cuanto tengamos activada la tramitación de un convenio en el que deben participar las empresas afectadas, los vecinos, el ayuntamiento, los trabajadores, el Gobierno de Aragón, será un inmenso placer poder firmar ese convenio».

Así lo ha confirmado la ministra en declaraciones a los medios de comunicación tras su intervención en la mesa de debate «¿Qué puede hacer Europa por la España que se despuebla?», organizada por la Oficina Nacional de Prospectiva y Estrategia del Gobierno central, que se desarrolla en Teruel este lunes y martes.

Ribera ha insistido en que «afortunadamente la inmensa mayoría de las medidas asociadas a la reactivación en la comarca Andorra-Sierra de Arcos están en funcionamiento» y ha recordado al mismo tiempo la inversión del Gobierno en este territorio aragonés, en el que ya se han desplegado «32 millones de euros, 15 millones en restauración minera y del territorio, y el resto en acompañamiento de otro tipo de proyectos». Asimismo, la ministra también ha hecho referencia a la «convocatoria del concurso para el acceso a la evacuación de la nueva generación que está siendo enormemente interesante y productiva, y que desde hace 15 días tenemos publicada en el BOE».

A pesar de que la firma del convenio todavía no tiene una fecha concreta, algo que de nuevo ha quedado en el aire tras la visita de la ministra a Teruel, Ribera ha destacado el «éxito muy importante en un debate complicado» que siempre ha pretendido «buscar soluciones que surgieran desde el terreno, desde al ámbito local».

Si bien, ha quitado importancia a la falta de la firma, porque se ha estado trabajando en ese proyecto de manera conjunta entre el Ejecutivo y los afectados de la zona, así como el Gobierno de Aragón. «El que no esté todavía firmado, no ha parado en ningún momento esa línea de trabajo constante con todos los actores implicados que nos ha permitido seguir avanzando con mucho éxito frente a una realidad que es siempre complicada, traumática para los vecinos de aquel emplazamiento, donde se produce un cierre de lo que ha sido el centro de la actividad económica durante décadas», ha recalcado Teresa Ribera.

Print Friendly, PDF & Email