Aragón repartirá 47 millones de las ayudas a la solvencia entre 2.577 empresas y autónomos

Los sectores más beneficiados con estas ayudas son los de la hostelería, el comercio, la agricultura y el transporte y almacenamiento

El Gobierno de Aragón repartirá 47,1 millones de euros a 2.577 empresas que solicitaron las ayudas a la solvencia empresarial, financiadas por el Gobierno de España. El BOA publica este viernes el listado de los beneficiarios que podrán cobrar a partir de mitad de noviembre, una vez que se cierre el plazo de diez días que debe habilitarse para estudiar la posible presentación de renuncias. No obstante, el Gobierno de Aragón pondrá en marcha, de manera inminente, una convocatoria exprés, con plazos mínimos de recepción de solicitudes, y con el ánimo de que los empresarios aragoneses puedan absorber la máxima cantidad de la cuantía que le corresponde a Aragón.

La Mesa de Valoración estudió en un tiempo récord, tras la finalización del plazo de presentación de solicitudes, el 10 de septiembre, la documentación y peticiones de 3.960 empresas (que integraron la cifra definitiva). Tras adverar los datos y cruzarlos con la Agencia Tributaria, tal y como mandata la filosofía del Real Decreto 5/2021 de 12 de marzo, se elevó una propuesta de resolución, que firmó el consejero de Hacienda y Administración Pública, Carlos Pérez Anadón, para posibilitar su publicación en el BOA.

De las 3.960 solicitudes recibidas, un 10% se anuló al estar duplicadas o triplicadas; un 23,8% se desestimó por el incumplimiento de algunos requisitos, generalmente no estar al día en sus obligaciones con la Agencia Tributaria, la Autonómica o la Seguridad Social; el 17% decayó por acreditar pérdidas en 2019 y un 12% por caídas de negocio por debajo del límite del 30% fijado como condición indispensable para tener derecho a compensaciones.

El Gobierno de Aragón, encargado de la gestión de las ayudas a la solvencia, trató desde el primer momento de lograr que se acogieran el mayor número posible de empresas y autónomos. Con este fin, amplió el número de actividades económicas que se podían favorecer de las ayudas a 491, (396 por encima de las señaladas por el Gobierno de España) y, consciente de la dificultad que entrañaba la formalización de estas subvenciones, estableció los mayores plazos posibles para que todas las firmas pudieran encajar en los requisitos que marcó el Gobierno de España, reforzando además los canales de comunicación. Así, la ampliación de CNAE’s ha permitido beneficiar a 641 firmas a las que se subvencionará con un total de 6,6 millones de euros.

Las peticiones más numerosas

Los sectores más beneficiados con estas ayudas son los de la hostelería (796 peticiones por valor de 18,5 millones); el comercio (477 demandas a las que se destinarán 8,8 millones); la agricultura (que presentó 307 instancias a las que se destinará un millón de euros); transporte y almacenamiento (289, por 2,1 millones); industria manufacturera (140, por 4,1 millones); actividades artísticas, recreativas y de entretenimiento (141, por 4,3 millones), y construcción (115 solicitudes, por 2,7 millones), entre otras.

Si atendemos al reparto de las ayudas a la solvencia por provincias, en la de Zaragoza se contabilizaron 1.685 empresas que recibirán 33,4 millones; 444 de Huesca, a las que llegarán 7,5 millones y 441 de Teruel, destinatarias de 5,2 millones de euros.

Nueva oportunidad

El Gobierno de Aragón anima a las empresas y autónomos a aprovechar esta segunda convocatoria que se pone en marcha al objeto de repercutir la mayor parte de la dotación asignada (141,3 millones) entre el tejido productivo aragonés, ya que en el caso contrario el sobrante se reembolsará al Gobierno de España. Asimismo, se trata de aprovechar las modificaciones que el Gobierno de España ha introducido en el Real Decreto a fin de ampliar el periodo de presentación de facturas de mayo de 2021 a septiembre de este año y de introducir el criterio de pérdida contable, como se demandaba desde las organizaciones empresariales.

El periodo de presentación se resolverá teniendo en cuenta plazos mínimos, dado que la gestión de las ayudas debe quedar cerrada a 31 de diciembre, aunque el pago efectivo pueda hacerse en enero de 2022. Además de las empresas y los autónomos que no hayan participado de esta primera convocatoria, también podrán presentarse las firmas que sí lo han hecho, aún en el caso de que hayan recibido aportaciones del Estado, siempre y cuando no hayan rebasado el límite máximo señalado para cada casuística.

Print Friendly, PDF & Email