El Tubo de Zaragoza se une a la lucha contra el cambio climático

El Tubo de Zaragoza se une a la lucha contra el cambio climático. Foto: Laura Trives

Más allá de su archiconocida fama para tapear y degustar la gastronomía aragonesa en el centro de la ciudad, ahora El Tubo de Zaragoza también se ha unido a la lucha contra el cambio climático. Coca-Cola y Ecodes, en coordinación con la plataforma Hostelería de España, han dado este lunes en la capital aragonesa un nuevo impulso a su iniciativa «Hostelería #PorElClima», que en términos zaragozanos se denominará «El Tubo #PorElClima». Un proyecto que busca que los establecimientos de la céntrica zona de la ciudad se adhieran a este proyecto de acción conjunta contra el cambio climático.

“La acogida en Zaragoza ha sido excelente”, ha señalado el director de la iniciativa «Comunidad #PorElClima» de Ecodes, Pablo Barrenechea. Ya son 30 los bares de El Tubo que se han unido a la iniciativa para conseguir la descarbonización del sector hostelero. En la página web hosteleriaporelclima.es se puede acceder a las 58 iniciativas diferentes que se pueden llevar a cabo, pero Barrenechea ha explicado las labores fundamentales que debe desempeñar cualquier establecimiento que desee contribuir a la causa, tales como «la gestión del agua, la energía, y la comida y sus compras de alimentación, además de la gestión de los residuos», ha indicado.

El esfuerzo en materia medioambiental que han realizado los establecimientos zaragozanos ha sido impulsado por la Asociación El Tubo. Los bares han realizado un diagnóstico de las acciones que tienen en marcha para saber cómo están actuando contra el cambio climático con resultados como que el 100% gestiona adecuadamente el agua, sin pérdidas por goteo, y todos han mostrado su compromiso de ir ampliando las medidas.

La iniciativa, de alguna manera, también trabajará conjuntamente con las acciones que viene desarrollando el Ayuntamiento de Zaragoza para conseguir que la ciudad sea una urbe «cero emisiones», como la reciente actualización del Bosque de los Zaragozanos o la última cita del «VI Encuentro de ciudades por la seguridad vial y la movilidad sostenible». La consejera de Servicios Públicos y Movilidad, Natalia Chueca, ha aplaudido la iniciativa del sector hostelero porque proyectos como «El Tubo #PorElClima» “suman”, pero ha recordado que la lucha contra el cambio climático es un objetivo conjunto. «No es solo objetivo del ayuntamiento, desde el ayuntamiento ponemos el espacio, las condiciones y las facilidades para impulsarlo pero necesitamos la colaboración de todos, de los ciudadanos y también de todos los sectores», ha apuntado Chueca.

El compromiso de la hostelería zaragozana, y concretamente de los establecimientos de El Tubo, se ha presentado este lunes en El Patio del Plata y en él han participado, además de la consejera de Servicios Públicos y Movilidad del Ayuntamiento de Zaragoza, Natalia Chueca, y de Pablo Barrenechea, el representante de la Asociación El Tubo, Santiago Fuster; el presidente de la Confederación de Empresarios de Hostelería y Turismo de Aragón (Cehta), Fernando Martín; el gerente de la Asociación La Laurel de Logroño, Ricardo Madorrán, y el jefe de comunicación de la Región Noreste Iberia de Coca-Cola, Fernando Anel.

En 2019 fueron La Rambla barcelonesa y la calle Laurel de Logroño las que se sumaron al proyecto. En 2020, Murcia hizo lo propio, y ahora le llega al turno a El Tubo zaragozano, que demuestra seriamente su compromiso de lucha contra el cambio climático en el centro de la capital aragonesa.

Print Friendly, PDF & Email