Alberto Izquierdo: «El resultado de las urnas en el Congreso del PAR ha sido ajustado pero claro»

Alberto Izquierdo, durante su intervención en la DPT

El secretario general del Partido Aragonés, Alberto Izquierdo, ha defendido que «el resultado de las urnas ha sido ajustado pero claro» porque las elecciones, las de los partidos y las municipales «las gana quien más votos tiene». Y en este caso, ha añadido, Arturo Aliaga «ha sido capaz de volver a ser elegido presidente, con el apoyo de las bases que son los alcaldes, concejales y militantes».

Así ha respondido a las preguntas de los medios de comunicación que le han pedido una valoración sobre el congreso del partido celebrado el pasado fin de semana en el que Izquierdo ha sido nombrado secretario general. «Los resultados son los que han sido, todos los tenemos que aceptar y todos tenemos que tener generosidad y ser capaces de poner los intereses de los aragoneses por delante de los nuestros» ha aseverado.

Sobre las quejas de la candidatura de Elena Allué para que no se contabilizaran los votos delegados, Izquierdo ha aclarado que tras el acuerdo que se adoptó por la comisión organizadora, se reunió la mesa del Plenario, y con el acuerdo de los interventores de ambas candidaturas, la mesa del Plenario y ambos interventores acordaron ese mismo día admitir los votos delegados que presentaran certificado médico para acreditar la ausencia. «Se dio la circunstancia de que había compromisarios contagiados por covid o con problemas físicos que les impedían acudir» ha aclarado el secretario general, y de ahí la decisión tomada en la comisión por todos, pero «ante la discrepancia y para evitar la controversia, no se contabilizaron esos votos» que eran finalmente nueve.

«Discrepar no es malo, siempre que se respeten las reglas del juego y desde la honestidad» y ha reiterado el espíritu de diálogo de este equipo: «No soy de restar, soy de sumar», ha dicho al tiempo que ha aclarado que lo ha demostrado en este proceso en el que ha intentado hablar con todos, por encargo de Arturo Aliaga, pero «no se pueden poner vetos personales, vete tú para ponerme yo y lo demás da igual. Eso no es negociar, eso no es hablar, porque no se habla de proyectos sino de personas». En todo caso, ha añadido, «la posibilidad y las ganas que cada uno tenga de trabajar y de integrarse se van a ver en el futuro», al tiempo que ha diferenciado el trabajo en las administraciones con los órganos del partido.

Preguntado por las afiliaciones denunciadas por un militante en los tribunales, Izquierdo ha dicho que es falso que se hicieran de manera masiva porque en su inmensa mayoría se trata de militantes que se dieron de alta a lo largo de 2020. Ha detallado que en la provincia de Teruel el equipo del PAR hizo un esfuerzo, tal y como lo pidió el entonces secretario general, para aumentar las afiliaciones desde el año pasado. Muchos de esos nuevos afiliados son alcaldes y concejales que no eran militantes. «Hemos estado trabajando para fortalecer el músculo del partido y el resultado son afiliaciones de julio, agosto, septiembre, octubre y noviembre de 2020».

Izquierdo ha aclarado por tanto que la denuncia se basa en que se aprobaron a la vez en la última Ejecutiva antes del Congreso, decisión que es responsabilidad del anterior secretario general.

«Si queremos que este partido esté vivo tenemos que contar con la gente» ha resaltado porque «la participación es buena para todos». Y ha avanzado que ese es el espíritu de este nuevo equipo: «Este partido necesita devolverle a Aragón la fuerza del centro político, de la moderación, de las personas que vienen a la política para servir, no para servirse» y ha confiado en que distintos sectores de la sociedad se acerquen al PAR para debatir y aportar, «quiero que seamos más y mejores, sangre nueva, gente joven y con ganas de trabajar».

Print Friendly, PDF & Email