Pucela: el lugar donde JIM sufrió el único punto negro de su trayectoria

JIM solo piensa en sumar tres puntos el próximo partido. Foto: Real Zaragoza/Tino Gil

Las vueltas que da el fútbol son, en muchas ocasiones, incontables, y parece que en el entorno del Real Zaragoza se multiplican. En este caso, el míster, Juan Ignacio Martínez, JIM, vuelve a Pucela, el lugar donde ha sufrido su único batacazo serio como entrenador. Con los vallisoletanos descendió quedándose a cuatro puntos de la salvación.

JIM recuerda con cierta lástima su paso por tierras castellanoleonesas. “Volver a Pucela es especial. Estuve una temporada y creo que es el único club que no he cumplido el objetivo. Es una losa que tendré toda mi vida conmigo mismo”, señalaba el míster. Ahora, en su vuelta, espera sumar los tres puntos a costa de su exequipo.

Aun así, guarda cariño a la entidad. “La afición y la cabeza del proyecto, el presidente, Carlos Suárez, tuvieron un respeto todo el año. No cumplimos el objetivo, pero ahora estamos en la que estamos”, afirmaba. En lo que está, por lo tanto, es en firmar la primera victoria de la temporada con el Real Zaragoza.

Esa etapa ya está fuera de la cabeza del técnico, y se centra en estudiar y analizar al conjunto blanquivioleta para hacerle daño. Será un partido duro por ser un equipo recién descendido que conserva la práctica totalidad del 11 tipo de la pasada campaña, que no era malo. De hecho, pudieron salvarse. “Seguramente pensarán que con algún partido más hubiesen mantenido la categoría”, ha señalado.

Esto lleva a contar con jugadores “que les dan un plus a la Segunda División”, y en el aspecto ofensivo cuentan con “mucha pólvora”. El Real Zaragoza deberá tener “muchas precauciones”. Además, cuenta con el plus de la llegada de Pacheta, un entrenador “que le saca el máximo rendimiento a sus equipos”.

Ahora lo que ocupa en el Real Zaragoza es configurar el mejor once posible. Cuenta con varios jugadores nuevos, con una plantilla amplia y con refuerzos para ganar. Los nuevos “dan posibilidades de hacer variables” y lo importante es “tener jugadores disponibles”. “Nos dan posibilidades de ir modificando sobre la marcha en el transcurso del partido, y esas cosas son bien recibidas para el entrenador”, ha afirmado.

Más orden que ante el Ibiza

Ante el Ibiza, hicieron un “sobreesfuerzo” que no sirvió para ganar. “Incluso corrimos mal muchas veces. Esas son cosas que las hacemos ver porque el jugador lo notaba, no solo por el físico, sino por todo lo que había desarrollado en el partido”, ha sostenido. Por otra parte, el Ibiza hizo un muy buen papel. Ahora, se trata de mejorar esos aspectos y plasmar en el campo las mejoras.

Es el momento de que el Real Zaragoza de un paso adelante y demuestre que puede ganar en una plaza como la de Pucela. Es el momento de que JIM aseste un golpe a su exequipo que sirva para ganar posiciones en la tabla clasificatoria. En definitiva, es el momento de que el conjunto maño logre la primera victoria de la temporada.

Print Friendly, PDF & Email