Huesca elogia a la ciudadanía por su responsabilidad durante las “no fiestas” de San Lorenzo

El Ayuntamiento oscense se muestra contento y satisfecho por la intachable responsabilidad ciudadana

El Ayuntamiento de Huesca agradece a la ciudadanía oscense su “comportamiento ejemplar” tras una semana sin las tradicionales fiestas de San Lorenzo. Es la conclusión unánime de la Junta de Portavoces municipal celebrada este domingo.

La falta de actos festivos en la ciudad ha llevado a los vecinos a vivir “unos días de tranquilidad y sentir de nuevo al patrón de Huesca de una manera contenida y respetuosa con las circunstancias sanitarias en las que nos encontramos”, ha resaltado el concejal de Fiestas y Cultura, Ramón Lasaosa.

La falta de incidencias reseñables durante toda la semana ha puesto de manifiesto que “la gente ha sido consciente de que la pandemia continúa provocando consecuencias y pérdidas humanas y económicas”, añadiendo que “es responsabilidad de todos atajar este problema”.

Cabe recordar que la Junta Local de Seguridad estableció un operativo especial compuesto por agentes de Policía Nacional, Policía Local, Policía adscrita y Guardia Civil desde el 6 de agosto hasta este domingo, día 15, además de los servicios sanitarios, Protección Civil… Todo ello con una vigilancia y labor preventiva muy similar a años anteriores.

Propuestas de sanción 

Desde el inicio del operativo especial con motivo de las “no fiestas de San Lorenzo” el pasado viernes, se han interpuesto hasta 28 propuestas de sanción por incumplimiento del toque de queda (18 desde el día 9 hasta la actualidad); once denuncias por alcoholemia (cinco administrativas y cuatro penales) y tres denuncias administrativas por presencia de drogas durante la conducción. Además, un atestado penal por conducir careciendo de permiso de conducción; dos denuncias por posesión de drogas en la vía pública; tres denuncias por altercado o desórdenes públicos; cuatro denuncias por no llevar mascarilla; una denuncia por in-cumplimiento de la limitación de reunión social (una fiesta con unas 40 personas en una finca particular la madrugada del viernes 13 de agosto).

A esto se suman una denuncia por posesión de un arma prohibida; tres denuncias a establecimientos por superar el número de mesas auto-rizado en sus respectivas terrazas y veladores; dos detenidos por violencia doméstica y seis denuncias por molestias acústicas.

La ciudadanía ha evitado participar en aglomeraciones de personas, ya que las autoridades sanitarias lo desaconsejan desde el inicio de la crisis sanitaria del coronavirus. La concejal de Seguridad Ciudadana y Movilidad, Ana Loriente, ha indicado que esas cifras demuestran que han sido “unos días de mucha tranquilidad”. Además, ha explicado que “única-mente se han producido dos congregaciones de jóvenes en la tarde-noche del pasado 9 de agosto en la calle Argensola y en la plaza de Los Fueros, puntos significativos de la zona de ocio nocturno donde ya estaba previsto que pudieran darse este tipo de situaciones”. Por ese motivo, tres patrullas de Policía Local y varios agentes de Policía Nacional realizaron “labores de concienciación y, gracias al toque de queda, quedaron desiertas poco después de la medianoche”.

Este año no había actos organizados por el Ayuntamiento de Huesca ni por parte de colectivos como, por ejemplo, la Asociación de Comerciantes de Huesca. Únicamente se han llevado a cabo actos religiosos, como la solemne Pontifical en honor de San Lorenzo el 10 de agosto, presidida por el obispo de la Diócesis de Huesca, Julián Ruiz, a la que asistió el alcalde de Huesca, Luis Felipe, y otros representantes de la institución municipal.

Entrega de la Parrilla de Oro 

El Ayuntamiento de Huesca quiso mantener una de las distinciones más emotivas y tradicionales que lleva a cabo la institución en las fiestas, pe-ro fuera de la fecha habitual. El pasado 6 de agosto tuvo lugar una gala en el Auditorio Carlos Saura del Palacio de Congresos de Huesca donde se concedió la Parrilla de Oro a “Ultramarinos La Confianza”, un comercio que cumple su 150 aniversario como un punto emblemático de la ciudad.

Dadas las circunstancias de este 2021, el Consistorio oscense quiso homenajear también en ese acto a los gremios de sanitarios por su labor de cuidado y atención, dedicación, entrega y sacrificio durante la crisis sanitaria del coronavirus. La institución entregó una placa conmemorativa a representantes de las diversas áreas de los servicios sanitarios que operan en el municipio de Huesca.

Luis Felipe ha afirmado que “el objetivo del acto fue mantener esos reconocimientos que cada año hace la ciudad pero con el máximo respeto a las medidas preventivas que recomiendan las autoridades sanitarias”, por lo que se llevó a cabo fuera de la fecha habitual, con aforo reducido a 250 asistentes, distancia de seguridad y con retransmisión en streaming a través del canal de Youtube del propio Palacio de Congresos.

El alcalde ha indicado también que el acto fue “muy emotivo” y puede “sentar un precedente para llevar la entrega de la Parrilla de Oro a la antesala de las fiestas de San Lorenzo y dar así un mayor protagonismo a quienes sean distinguidos con esta condecoración de la ciudad”.

Print Friendly, PDF & Email