La Basílica de San Lorenzo y los bares, protagonistas de las “no fiestas”

Los hosteleros han colgado los carteles de “aforo completo” en sus terrazas

Huesca sigue inmersa en su semana de “no fiestas” y los oscenses no han perdido el espíritu laurentino a pesar de la cancelación de prácticamente todos los actos. Los días 9 y 10 los hosteleros han colgado los carteles de “aforo completo” en sus terrazas y la Basílica de San Lorenzo ha recibido a todos los que han querido honrar a su patrón y acudir a la tradicional misa.

Ni chupinazo, ni danzantes, ni procesión, pero con las calles de la ciudad teñidas de blanco y verde y con olor a albahaca, Huesca ha visto cómo sus ciudadanos llenaban las terrazas de la ciudad para disfrutar de una semana en la que ha habido menos gente de lo habitual para estas fechas, pero que aun así ha dejado entrever la ilusión de los oscenses por disfrutar de la semana más esperada del año.

En cuanto a este 11 de agosto, no podrán llevarse a cabo ni la tradicional fiesta del mercado, donde los comerciantes oscenses homenajean cada año a una figura reconocida de su sector, ni tampoco el emblemático baile de los danzantes en el escenario de la plaza Luis López Allué, en donde las mairalesas repartían melón y bocadillos de jamón.

En cuanto a las medidas de seguridad, hay que recordar que Huesca se encuentra con toque de queda de 1.00 a 6.00. La mascarilla es obligatoria en interiores y en exteriores si no se puede mantener la distancia de seguridad. Los bares tienen que cerrar a las 00.30 y no pueden admitir más clientes a partir de las 00.00 horas. No se permite consumir en la barra ni fumar en la terraza, y los aforos son de 50% en el interior y 100% en terraza (dos metros de distancia entre mesas), y un máximo de seis personas en mesa interior y diez en exterior.

Infracciones

A pesar de ser un San Lorenzo tranquilo, el despliegue policial es el mismo que habría si se hubiesen celebrado las fiestas, y tanto Policía Nacional como Policía Local han tenido que intervenir en alguna ocasión.

Entre los días 9 y 10 de agosto se llevaron a cabo tres detenciones y doce propuestas de sanción por el toque de queda. Uno de los detenidos fue por delito contra la seguridad vial, otro por dañar vehículos y resistirse a las fuerzas del orden, y el último por agresión con arma blanca. La víctima de este último fue llevada al hospital y ya ha sido dada de alta.

Print Friendly, PDF & Email