La nueva convocatoria de ayudas al alquiler para evitar los desahucios contará con 1,6 millones

A esta convocatoria se destinará un total de 1.686.661 euros, procedentes el Plan Estatal de Vivienda 2018-2021

El Departamento de Vertebración del Territorio, Movilidad y Vivienda, publica este lunes la Orden VMV/913/2021 por la que se convocan las ayudas al alquiler para las víctimas de violencia de género, personas objeto de desahucio de su vivienda habitual, personas sin hogar y otras personas especialmente vulnerables. A esta convocatoria se destinará un total de 1.686.661 euros, procedentes el Plan Estatal de Vivienda 2018-2021. El plazo de presentación de solicitudes será a partir de este martes, 3 de agosto, y finalizará el 31 de octubre.

El consejero de Vertebración del Territorio, Movilidad y Vivienda, José Luis Soro, ha explicado que “el objetivo es prevenir los desahucios en los casos de personas más vulnerables, personas que tienen más problemas para acceder a una vivienda, y dar una alternativa habitacional en el caso de que no se pueda dar una vivienda desde el Gobierno de Aragón”.

Soro ha señalado que “esta ayuda económica sirve para pagar la renta de alquiler y evitar el riesgo de sufrir un desahucio”. A los destinatarios se les ofrece una ayuda económica directa que suponga cubrir el 100% del pago del alquiler, con un máximo de 600 euros mensuales, y una duración máxima de doce meses.

José Luis Soro ha detallado que otra de las novedades es que se va a tramitar en colaboración con el Instituto Aragonés de Servicios Sociales y con el Instituto Aragonés de la Mujer y que se contará con los trabajadores y trabajadoras sociales municipales y comarcales para la solicitud de las mismas. La tramitación de las ayudas se realizará a través de la Dirección General de Vivienda y Rehabilitación. “La persona solicitante tiene que estar inserta en un programa de acompañamiento social y, en todos los casos, deberá contar con un informe técnico” ha explicado el consejero Soro. Con este programa se busca evitar el problema y la incertidumbre de la pérdida de la vivienda.

El consejero ha destacado que es novedosa porque va dirigida a unos colectivos muy concretos, se concede de manera directa tras la intervención de los servicios sociales y evitará llegar a la pérdida de la vivienda habitual.

La ayuda económica podrá concederse para el pago del alquiler abonado entre el 1 de enero de 2021, o la fecha de inicio del contrato, si es posterior, y el 31 de diciembre de 2021, o la fecha de finalización del contrato, si es anterior. El procedimiento de concesión de estas ayudas es de forma directa, por la naturaleza excepcional, única e imprevisible de los acontecimientos que las motivan.

Otra de las novedades en esta convocatoria es que, una vez resuelta la ayuda, se procede al pago de una sola vez de la misma. La estimación es que se pueda llegar, como mínimo, a 240 beneficiarios.

Como únicos requisitos que han de reunir los beneficiarios se encuentran ser mayor de edad, estar empadronado en un municipio de Aragón con una antigüedad de, al menos, tres meses, y ser titular, en calidad de arrendataria, de un precontrato o reserva de alquiler en vigor, o de un contrato de arrendamiento. Además, no disponer de vivienda en propiedad o usufructo que pueda ocupar, y no incurrir en las prohibiciones previstas en la Ley General de Subvenciones.

Print Friendly, PDF & Email